Finalizan las obras en El Espolón de Comillas, más moderno y adaptado

En el exterior del edificio se ha colocado una jardinera y un banco de madera./Javier Rosendo
En el exterior del edificio se ha colocado una jardinera y un banco de madera. / Javier Rosendo

Obras Públicas ha subvencionado los trabajos para mejorar la accesibilidad en la parte trasera del edificio y el claustro interior

LUCÍA ALCOLEA COMILLAS.

El Centro Cultural El Espolón se erige imponente, robusto, sobre los cimientos de la calle Antonio López de Comillas. Las banderas ondean en la fachada del edificio que ha visto cómo por sus salas pasaban todo tipo de obras de arte y actos de diversa índole. El inmueble que a finales del siglo XVIII mandase construir el arzobispo de Lima, Juan Domingo González de la Reguera, fue rehabilitado en 2014, pero tenía un talón de Aquiles al carecer de un acceso para personas de movilidad reducida en su entrada norte y planteaba problemas de accesibilidad en el patio interior por el acabado de las baldosas. Dos hándicaps que han sido eliminados gracias a las obras que se han ejecutado en base a una subvención de la Consejería de Obras Públicas de casi 60.000 euros, que finalizaron hace una semana y que han consistido en mejorar la accesibilidad del edificio.

El proyecto fue ideado por el estudio de arquitectura 'Aeiou Arquitectos', con sede en Comillas, y ha consistido en construir una rampa de acceso en la entrada trasera del edificio y varios elementos ornamentales, como una jardinera y un banco de madera. «Al final, utilizamos granito para pavimentar la parte de fuera y empleamos las piedras del exterior para regular las baldosas del patio interior», explicó el arquitecto José Antonio Lozano. Se han colocado también luminarias que hacen que el edificio ofrezca una bonita imagen nocturna. «Todo ha salido según lo previsto y estamos muy contentos con el resultado», añadió Lozano, quien a su vez reconoce que «era una obra complicada y de responsabilidad», sobre todo en lo que a la mejora del claustro se refiere, pues algunas partes del suelo del corredor de este patio habían sido cubiertas con hormigón, en vez de con la misma piedraque cubre el resto del patio central. También había piedras muy erosionadas como consecuencia de las humedades, como los bajos de los pilares y la esquina de acceso a las escaleras y el ascensor. La labor de los arquitectos consistía en idear una solución para mejorar el conjunto y que éste resultase lo más plano posible, para facilitar así el tránsito de las personas con problemas de movilidad. Para ello, han sustituido el hormigón por la piedra y han conseguido que el resultado sea uniforme y que la vista del suelo del claustro resulte limpia.

Además, de paso que realizaba esta labor, el arquitecto estudió las medidas de las baldosas y descubrió algunos datos interesantes e inesperados sobre la fisonomía del inmueble, «como que había tan solo dos medidas en el perímetro del claustro, 55 o 42 centímetros de ancho». O que lo que hacían en el siglo XVIII «era mezclar las piedras de medidas diferentes para que cuadrasen perfectamente en la modulación del edificio».

Se ha logrado que el suelo sea uniforme y que sea lo más plano posible

Además de en la zona posterior y en el claustro, también se ha actuado en la fachada principal del centro cultural, «donde se instalaron barandillas de acero inoxidable necesarias para garantizar la seguridad» y banderolas para colocar la cartelería. A pesar de que se trataba de un trabajo que conllevaba, insistió Lozano, «bastante complejidad, estamos muy orgullosos y lo hemos hecho con mucho mimo y esmero para que todo el mundo pueda disfrutarlo», aseguró. Por su parte, el primer teniente alcalde, Julián Rozas, señaló que «los trabajos han terminado antes de lo previsto y estamos muy satisfechos con el resultado». El centro cultural es uno de los edificios más destacados de Comillas, en el que se ubica la biblioteca municipal y se realizan cursos y presentaciones de libros, proyecciones, etc. Desde que fuera rehabilitado con cargo al 1% Cultural hace cuatro años, no ha dejado de tener actividad. Ahora luce más moderno y accesible.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos