«Vine a preguntar horarios y me quedé por el buen ambiente»

A todos los que están en la sala les une su pasión por el boxeo. Levi lo práctica desde hace un año y cuatro meses y es peleador amateur. «Una vez que suena la campana estoy relajado, centrado, porque los nervios te pueden echar el combate abajo. Todo lo que me ha enseñado el entrenador intento sacarlo allí arriba y obedecer a la esquina». Tiene claro que no todo es ganar o perder «Se trata de aprender día tras día para ir consiguiendo lo que tú quieres». Entre tantos hombres, destaca la presencia Caty Villasante, de 19 años. «He hecho todo tipo de deportes y siempre he tenido curiosidad por el boxeo». Mi novio lo práctica y me he animado. «De momento solo vengo a entrenar pero quiero subir a competir». Su pareja es Alberto, militar en el Patronato que acaba de terminar el curso. Ha hecho ya cuatro peleas. «Vine un día en vaqueros a preguntar por los horarios y me llamó la atención el buen ambiente. Mientras hablaba con Carlos me daban ya ganas de quedarme a entrenar de la energía que me transmite. Volví al día siguiente para quedarme».

Fotos

Vídeos