Piden cinco años de cárcel para un matrimonio por aprovecharse de un amigo con discapacidad intelectual

  • Convencieron al afectado para adquirir dos vehículos para uso exclusivo de los acusados

La Audiencia Provincial juzgará esta semana por apropiación indebida a un matrimonio acusado de aprovecharse económicamente de un hombre con discapacidad intelectual y que se encuentra incapacitado judicialmente, aprovechándose de la buena relación y confianza que tenían con él. El fiscal pide dos años y medio de prisión para cada uno de ellos.

Según el relato del Ministerio Fiscal, le convencieron para adquirir dos vehículos para uso exclusivo de los acusados, y la mujer logró obtener un poder especial para poder intervenir en nombre y representación del hombre discapacitado.

En uso de tal poder notarial, la acusada recogió un requerimiento judicial que ocultó, lo que dio lugar a que se acordara el embargo de la vivienda del hombre incapaz.

Según el fiscal, estos hechos representan un delito consumado de estafa agravada por lo que pide una pena de dos años y medios de cárcel y multa de 2.700 euros para cada uno de ellos, así como una indemnización por los contratos de financiación suscritos para la adquisición de los vehículos. El juicio se celebrará en la Sección Tercera de la Audiencia el miércoles, 30 de noviembre, a las 10 horas.

Otros juicios

La Fiscalía ha solicitado una pena de cinco años de cárcel para un hombre por un delito de abusos sexuales a su nieta de seis años de edad, así como una indemnización de 3.000 euros a la menor por el daño moral sufrido.

El juicio se celebra este lunes, 28 de noviembre, a partir de las 10 horas en la Sección Tercera de la Audiencia de Cantabria, después de suspenderse el primer señalamiento el pasado mes de febrero.

Por otro lado, la Sección Tercera de la Audiencia Provincial juzgará el martes, 29 de noviembre, a partir de las 10 horas, a dos acusados de falsificar documentación y la firma de la madre de uno de ellos para concertar tres contratos de préstamo para la adquisición de vehículos.

La mujer aparecía como titular del contrato o bien como avalista, y era la titular de la cuenta que emplearon para realizar las operaciones, cuenta en la que el hijo implicado estaba autorizado.

El ministerio público califica los hechos como un delito de estafa en concurso con un delito continuado de falsedad en documento mercantil, por lo que solicita una pena de seis años de cárcel y multa de 3.600 euros para cada uno de ellos.

También en la Sección Tercera de la Audiencia, el jueves, 1 de diciembre, se celebrará a partir de las 10 horas el juicio contra dos acusados de portar dos envoltorios de cocaína para su distribución entre terceros.

La Fiscalía califica los hechos como un delito contra la salud pública de sustancias que causan grave daño y solicita una condena de tres años y medio de prisión y multa de 1.000 euros para cada uno de ellos.

Asimismo, el jueves se celebrará el juicio contra una mujer acusada de falsificar un documento de liquidación y finiquito que presentó como prueba documental en un juicio por despido. El fiscal ve un delito continuado de falsificación en concurso con otro de estafa procesal en grado de tentativa, y pide dos años de cárcel.