El Ayuntamiento expedienta al tren 'Magdaleno' por estar parado dos días

El tren turístico, delante del Palacio de la Magdalena, en un recorrido el pasado julio / ROBERTO RUIZ
Santander

La concesionaria del servicio, RJ Autocares, además, no contaba con un segundo tren, tal y como establecía el pliego de condiciones

Juan Carlos Flores-Gispert
JUAN CARLOS FLORES-GISPERTSantander

El Ayuntamiento de Santander ha abierto expediente sancionador a la empresa que explota el tren turístico 'Magdaleno', que recorre la península de La Magdalena, por dejar de prestar servicio al menos durante dos días, los pasados domingo y lunes, como pudieron comprobar agentes de la Policía Local, alertados por la Concejalía de Turismo. La empresa RJ Autocares adjudicataria del nuevo tren turístico, comenzó a prestar servicio el 5 abril con veinte días de retraso sobre el calendario previsto por el Ayuntamiento debido a la demora en montar la cabina y aportar los nuevos trenes. Este retraso provocó un hecho inédito, pues en trece años nunca faltó en su recorrido el conocido tren 'Magdaleno'.

Ese fue el primer incidente. Ahora, la empresa incumple el contrato de dos maneras: al no prestar servicio y al no poder hacerlo por no contar con un segundo tren, el de repuesto, como le obligaba el pliego de condiciones para casos como el sucedido que se estropease el tren y no pudiera realizar el recorrido.

En noviembre pasado el Ayuntamiento adjudicó el contrato de este servicio a la empresa RJ Autocares, una concesión para un tren turístico con recorrido por la península, coronada por el Palacio Real, residencia de verano de Alfonso XIII entre 1913 y 1930. Ganó el concurso al ofertar nuevos vehículos y rebaja de casi un 3% de las tarifas que paga el público por subir al trenecito y recorrer la antigua propiedad real, desde 1977 en manos del Ayuntamiento, que es quien explota este recurso turístico e histórico santanderino. La adjudicataria, que fue la mejor puntuada en la valoración de las cuatro ofertas recibidas, conducirá el 'Magdaleno' durante los años 2017 y 2018, un periodo prorrogable dos año más. Siempre que cumpla con el pliego de condiciones. Para quedarse con el servicio, RJ Autocares ofertó un canon inicial de 30.000 euros por la concesión del servicio, además de un canon anual de 80.100 euros.

Nunca, desde que hace trece años comenzó a funcionar el tren turístico, se había interrumpido el servicio

Para la adjudicación del contrato, además de la propuesta económica, el Ayuntamiento valoró las características técnicas y estéticas de los vehículos ofertados, su edad media, los contenidos didácticos e históricos de la visita propuesta, y la mejora de la eficiencia y la calidad ambiental, entre otros aspectos. RJ Autocares se comprometió a incorporar dos trenes de nueva adquisición para prestar el servicio, con capacidad para 56 pasajeros cada uno. Los vagones ofertados, con calefacción en invierno, «estarán totalmente acristalados con vidrio de seguridad desmontables para la temporada estival», se informó entonces desde el Ayuntamiento.

Pero la empresa está incumpliendo el pliego de condiciones y, por ello se abre un expediente, que podría concluir en sanción. Se actuará para delimitar las responsabilidades de la empresa al dejar sin servicio durante dos días el viaje turístico, uno de los recursos más interesantes de Santander, porque recorre la Península de la Magdalena visitada cada año por miles de personas, en especial en verano.

Alberto Aja

En invierno y en verano

Los responsables municipales están especialmente molestos con la firma RJ Autocares porque el servicio se haya interrumpido en plena temporada alta. Además, la empresa no informó a la Concejalía de Turismo, sino que fueron ciudadanos los que alertaron del hecho a los responsables del departamento municipal.

El contrato firmado con el Ayuntamiento establece que el servicio funcionará en horario de 9.00 a 20.30 horas en la temporada de invierno y desde las 8.00 hasta las 22.00 horas en los meses de verano (del 1 de junio al 31 de agosto), con frecuencias de 20 minutos en la campaña estival, y cada 30 minutos el resto del año. El recorrido estará acompañado de una locución sobre los principales puntos de interés de la Península de la Magdalena y su entorno, que tendrá que estar disponible en 16 idiomas.

La empresa RJ Autocares ha explotado trenes turísticos semejantes en localidades como Ávila y Toledo, y en Santander estaba obligado a contratar a los dos trabajadores de la anterior concesionaria, la empresa cántabra Ocio y Servicios de Santander, según establecía el pliego de condiciones. Pero no ha sido así, según explicaron responsables de esta última empresa.

La concesión se ha restringido a dos años para poder adaptar el servicio a la regulación que sobre el tráfico rodado y otras circunstancias estipule el futuro Plan Director de la Magdalena, el instrumento en el que van a quedar reflejadas todas las acciones que se desarrollen en este espacio de la ciudad y que velará por su preservación.

Fotos

Vídeos