La calle Sanz de Sautuola estará cortada al tráfico cinco meses

La calle Sanz de Sautuola estará cortada al tráfico cinco meses
Andrés Fernández

Será sustituido todo el adoquín por otro de granito y se mejorará la red de saneamiento y los colectores que discurren bajo la calzada de esta transitada vía

Juan Carlos Flores-Gispert
JUAN CARLOS FLORES-GISPERTSantander

Ocho empresas optan a ejecutar el proyecto de renovación del firme de la calle Marcelino Sanz de Sautuola, que cuenta con un presupuesto de licitación de 676.132 euros y un plazo de ejecución de cinco meses, tiempo en el que esta transitada y céntrica vía estará cortada al tráfico, que será derivado por otras adyacentes. Durante el tiempo en que la calle Sanz de Sautuola (conocida popularmente como del Martillo) esté cortada al tráfico, el autobús urbano línea 5 llegará hasta Puertochico y subirá por la calle del Carmen hasta Menéndez Pelayo, quedando sin servicio las calles Sanz de Sautuola y Santa Lucía. La obra se iniciará en enero, después de la fiesta de Reyes.

Los técnicos deben estudiar ahora las ofertas presentadas y se valorará la reducción del tiempo para la realización de la obra en esta calle.

Ver más

Los trabajos contemplan la renovación completa del pavimento de adoquín de la calzada, la instalación de nuevos colectores con sus respectivas acometidas a la red, la modificación del sistema de drenaje con rejillas en los sumideros para incrementar la capacidad de absorción de agua pluvial y evitar que discurra por el pavimento, así como actuaciones puntuales de mejora de la red de abastecimiento. También se contemplan mejoras en la red de abastecimiento, sustituyendo tuberías, derivaciones y válvulas.

La obra intenta acabar con los hundimientos de la calzada, hecha con adoquín de hormigón

El objetivo de la obra en la calle de Marcelino Sanz de Sautuola es solucionar los hundimientos que, cada cierto tiempo, se generan en la calzada, debido a una escasa capacidad portante del firme actual, así como al mal estado de la red de saneamiento que discurre por debajo de los adoquines .

En la calzada se renovará el firme existente con 25 centímetros de zahorra artificial, solera de hormigón armado de 20 centímetros y se colocará pavimento a base de adoquines de granito que sustituirán a los de cemento.

También está prevista la colocación de nuevo mobiliario urbano para completar la calle, muy transitada por los peatones.

El concejal de Infraestructuras, Urbanismo y Vivienda, César Díaz, destacó que «este proyecto da continuidad a las actuaciones desarrolladas y programadas por el Ayuntamiento de Santander en distintas zonas de la ciudad con el objetivo de favorecer e impulsar procesos de renovación urbana que mejoren la calidad de vida de los vecinos». Además, «esta actuación contribuye a potenciar la inversión generadora de actividad económica y empleo en la ciudad, en la que hay obras en ejecución con una inversión cercana a los 30 millones de euros».

Fotos

Vídeos