El cuerpo encontrado en el mar en Ciriego es el de un vecino de Santander de 87 años

Operativo de rescate del cuerpo encontrado en el mar frente a Ciriego./112
Operativo de rescate del cuerpo encontrado en el mar frente a Ciriego. / 112

Había salido a pasear por la mañana y en un momento de su ruta cayó al mar

Daniel Martínez
DANIEL MARTÍNEZSantander

El cadáver encontrado ayer flotando en el mar frente a Ciriego es el de un vecino de Santander de 87 años de edad. Su identidad ha podido conocerse horas después del hallazgo del cuerpo, confirmándose que el fallecimiento se había producido hacía poco tiempo, pues este hombre había salido a pasear esa misma mañana. Se cree que en un momento de su ruta pudo resbalar y caer al agua.

Los equipos de emergencia rescataron el cuerpo en la zona conocida como 'Las Antenas', a unos 20 metros de tierra firme. La Policía Científica de la Guardia Civil se hizo cargo de la investigación, y ya desde el primer momento se especulaba con una caída accidental al mar. Los agentes basaron su tesis en que vestía playeras y ropa cómoda y en que, según los registros, en esos momentos ninguna de las personas cuya desaparición estaba denunciada coincidía con este perfil. Desde un principio se descartó que la víctima fuera José Cano Ruiz, el jubilado de 80 años al que se le perdió el rastro el día de Jueves Santo en Colindres y del que desde entonces no se tienen noticias a pesar del amplio operativo que se puso en marcha para su localización.

El rescate

La operación de rescate del cadáver en Ciriego se inició a raíz de una llamada de un testigo que vio un bulto extraño en el agua cuando transitaba por este lugar. Esta persona se puso en contacto con la Policía Local de Santander, que comunicó los hechos al Centro de Gestión de Emergencias 112. En ese instante se movilizaron distintos efectivos de la Policía Nacional, de la Guardia Civil del Mar y de los Bomberos de Santander, así como a profesionales sanitarios del 061 por si la víctima continuaba con vida o se localizaba a más individuos. Finalmente, fue el helicóptero regional medicalizado el que pudo recuperar el cuerpo. Un rescatador del aparato se descolgó para asegurar el cadáver y llevarlo posteriormente hasta tierra firma, donde quedó bajo la custodia de la Benemérita.

Se trata del segundo caso de estas características que ocurre en lo que va de año en Cantabria. El pasado 27 de marzo apareció flotando en el Pocillo del Fraile, en la zona de Cotolino, una mujer de 62 años y vecina de Castro Urdiales cuya desaparición había sido denunciada por sus familiares. El cuerpo presentaba un fuerte golpe en la cabeza y también fue localizado a las pocas horas del fatal desenlace. También perdió la vida en el mar un hombre de 60 años y propietario de una empresa de desatascos después de que el barco que pilotaba se hundiera en la bahía de Santander hace dos semanas. La víctima llegó a dar aviso de que estaba en problemas a Navegación Marítima, pero su embarcación se hundió antes de que llegaran los servicios de emergencia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos