Fernando de los Ríos estrenará nuevo parque en diez semanas

Fernando de los Ríos estrenará nuevo parque en diez semanas
Dm

El microespacio que se acondicionará llevará 15 grandes árboles y será el primer punto de Santander en etiquetar con su precio el mobiliario urbano

Violeta Santiago
VIOLETA SANTIAGOSantander

La calle Fernando de los Ríos de Santander estrenará en diez semanas un nuevo parque. Ayer arrancaron las obras para transformar el existente, que está muy deteriorado y es poco atractivo, lo que conlleva que casi no es utilizado por los vecinos de la zona. En los más de 1.300 metros cuadrados que ocupa, se habilitará un área de juegos, otra de estancia, y un espacio de transición con un graderío en el que se podrán organizar actuaciones o actividades al aire libre.

La actuación forma parte de la tercera edición del concurso de 'microespacios' en el que el Colegio de Arquitectos colabora con el Ayuntamiento de Santander para recuperar rincones de la ciudad. Este microespacio será especial, además, porque será el primer lugar en el que el Ayuntamiento etiquete el precio de los elementos urbanos con que se le amueblará. Esta medida de concienciación ciudadana sobre lo que pagan todos los santanderinos por elementos como las farolas, las papeleras o los bancos fue solicitada por los concejales de Ciudadanos el pasado mes de enero en una sesión plenaria.

Este partido -que actualmente no tiene representación en el Ayuntamiento, al haber abandonado sus dos concejales la organización- cree necesario informar a los vecinos sobre el coste de los contenedores de basura o los bancos para evitar el vandalismo y los destrozos que obligan al Ayuntamiento a desembolsar anualmente alrededor de 180.000 euros.

También será reseñable porque se plantarán en el lugar 15 grandes árboles, además de setos, en un punto que ahora carece de zona verde. La vegetación se ubicará en la zona de estancia, donde también se colocarán suelos de pavimento mixto, alcorques y mobiliario urbano, con bancos y mesas.

El área de juegos infantiles quedará delimitada por una valla de madera y contará con tres accesos: desde la plaza, por la acera y desde el Este. En ella se instalará un tobogán, columpios, cama elástica, postes de equilibrio y balancín, entre otros juegos. En la zona de transición entre ambas se construirá un graderío de tres alturas, en parte cubierto por una pérgola. Con esta actuación se pretende potenciar el uso de la actual plaza, que a día de hoy se ve condicionada por la diferencia de niveles y la distribución longitudinal del espacio.

El proyecto tendrá que estar terminado en el plazo de 10 semanas y supone un desembolso de casi 274.000 euros. El diseño ha sido responsabilidad de los arquitectos Clara del Cerro (29 años), Cristóbal Moreno (26) y Javier Sazatornil (26), que ganaron el certamen convocado para la reforma.

Fotos

Vídeos