El PP rectifica y propone a los tres ediles no adscritos para todas las comisiones

Pleno extraordinario del Ayuntamiento de Santander por la desaparición de Cs y el paso de sus dos ediles a no adscritos
Pleno extraordinario del Ayuntamiento de Santander por la desaparición de Cs y el paso de sus dos ediles a no adscritos / Javier Cotera
Santander

El lunes se celebrará otro Pleno para dejar sin efecto el acuerdo del pasado miércoles y constituir comisiones en las que el voto sea ponderado

Violeta Santiago
VIOLETA SANTIAGOSantander

El Ayuntamiento de Santander se corrigió a sí mismo poco más de 48 horas después de haber aprobado una nueva composición para las comisiones informativas municipales, en las cuales se quiere introducir ahora el voto ponderado para los grupos municipales. El equipo de Gobierno se ha visto obligado a dar este paso ante el anuncio de Antonio Mantecón de impugnar el acuerdo tomado en Pleno el pasado miércoles, por el cual –para dar cabida a los dos nuevos no adscritos de la Corporación (David González y Cora Vielva, exediles de Ciudadanos)– él iba a quedarse matemáticamente fuera de varias comisiones cuando hasta ahora tenía derecho a participar en todas.

Ante la amenaza, el PP ha reculado y ha convocado otro Pleno para el próximo lunes en el que se votará dejar sin efecto el acuerdo del miércoles (votado sólo por el PP y los exconcejales de Ciudadanos) y se debatirá una nueva propuesta en la que los tres concejales no adscritos tendrán voz y voto en todos los foros de debate internos.

La proposición «y para respetar la proporcionalidad del Pleno» no toca el número total de asistentes a cada comisión (seguirían siendo 15). Pero se cambiará la composición: el grupo popular tendría un edil menos en cada foro (de siete pasaría a seis), el PSOE seguiría teniendo dos, igual que el PRC. Tatiana Yáñez-Barnuevo (de Ganemos Santander) continuarían en todas, igual que Miguel Saro (Grupo Mixto). Y entrarían en todas los tres no adscritos.

Este fue el gran debate planteado el miércoles en la sesión plenaria por Mantecón, que llegó a acusar públicamente al secretario municipal de prevaricación y de haber elaborado un informe jurídico para dar satisfacción «política» al PP.

La fórmula del voto ponderado planteada ahora por la alcaldesa Gema Igual establece que habrá cinco concejales cuyo voto valdrá 1. Serán los de Yáñez-Barnuevo, Miguel Saro, Antonio Mantecón, David González y Cora Vielva. Los votos de los dos concejales regionalistas en cada foro valdrán 2, los votos de los dos socialistas valdrán 2,5 y cada voto de los seis participantes populares se computará por 2,17. Con esta receta se considera que queda garantizada «la proporcionalidad y la representación de cada uno de ellos en el pleno», opinó el portavoz del PP, César Díaz.

El Pleno aprobó una fórmula de participación de los tres concejales sin partido que no gustó a Mantecón, que anunció un recurso El acuerdo

La fórmula del sorteo

Este fue el principal argumento de Mantecón en el último Pleno: «El Constitucional antepone el derecho de representatividad al de proporcionalidad». También cuestionó repetidamente la propuesta aprobada porque «no tiene soporte jurídico» al tiempo que insistió en que la condición de no adscrito «no debe suponer una merma de derechos» a los concejales, que tienen potestad para ejercer labor fiscalizadora sobre el equipo de Gobierno. Por este motivo, exigió su derecho «a estar en todas las comisiones, no en las que me toquen por sorteo».

Y es que, con la fórmula aprobada el miércoles, este próximo martes se hubiera tenido que convocar un sorteo de las plazas en las comisiones que hubiera tenido lugar en la Junta de Portavoces. El Pleno había dado a Antonio Mantecón, David González y Cora Vielva tres días para ponerse de acuerdo en repartirse las sillas, pero es de sobra conocido que los dos exediles de Ciudadanos no tienen relación alguna con Mantecón, y viceversa. Y la intención de este último de buscar la vía para impugnar o recurrir el acuerdo plenario hablaba claramente de lo infructuoso de intentar siquiera una negociación.

El equipo de Gobierno plantea ahora una nueva fórmula. El PP perderá un edil en cada comisión La corrección

Mantecón confirmó ayer que no se había producido ningún contacto entre los concejales no adscritos desde el miércoles. «Ellos apoyaron el acuerdo» del PP. Por tanto, «ellos debían llamar y proponer», estimó el edil expulsado de Ganemos en abril de 2016 quien también señaló que «el problema es que en el Pleno pasado todo el mundo pudo ver que el PP había ido muy lejos. Vulnerar la doctrina del Tribunal Constitucional es un hecho sumamente grave que garantizaba que el recurso anunciado prosperaría, lo que habría producido un bloqueo institucional importante». El concejal espera que la alcaldesa pida disculpas a los santanderinos en el Pleno del lunes.

También Miguel Saro (IU) valoró este viernes la rectificación del Ayuntamiento: «Se agradece», dijo. «Y a ver si a partir de ahora dejamos de mirarnos el ombligo».

Fotos

Vídeos