Termina el desescombro y los peritos acceden al local en obras de la calle Sol

La fachaza del edificio siniestrado ya aparece limpia / Antonio 'Sane'

El experto externo contratado por el Ayuntamiento ha revisado las instalaciones del antiguo Masters y emitirá un informe “en los próximos días”

VERÓNICA PAJAREJO / AGENCIASSantander

Los peritos de todas las partes afectadas o implicadas en el derrumbe del edificio de la calle del Sol 57 ha podido acceder hoy al local que albergaba el antiguo Masters, en los bajos del inmueble que se derrumbó parcialmente el pasado 19 de julio. Su entrada ha sido posible porque han concluido las tareas de desescombro que han mantenido también cerrado al tráfico el túnel de Tetuán. Entre los tecnicos que han entrada al local se encuentra un experto externo contratado por el Ayuntamiento de Santander que realizará un informe cuyas conclusiones se conocerán en los próximos días. Este jueves el ambiente en la zona era tranquilo. Los curiosos de los primeros días han desaparecido y había ya pocos obreros trabajando en la zona.

El anuncio del final del desescombro lo ha dado hoy la propia alcaldesa, Gema Igual, acompañada del concejal de Obras César Díaz. Ambos han explicado que el lunes se volvió a cerrar el túnel de Tetuán para la demolición manual de la zona inestable, ubicada precisamente junto a esta infraestructura, y se desescombró esa parte con el fin de poder dejar el local accesible para realizar las labores de inspección.

Estas labores que se prolongaron el martes y el miércoles y fue ayer cuando se acabó de desescombrar y se dejó el local en condiciones para poder acceder e inspeccionarlo.

Esa inspección ha tenido lugar esta misma mañana por parte de los peritos de todas las partes implicadas. También han participado el jefe de Bomberos de Santander y el experto externo contratado por el Ayuntamiento. A mediodía ya había concluído.

En el momento de realizar estas declaraciones, Díaz ha dicho que no había hablado aún con el experto externo y apuntaba que las conclusiones podrían conocerse en cuestión de días, aunque no ha precisado cuántos.

Nueva tarea de demolición

A partir de ahora continuarán las labores de demolición controlada de la parte izquierda del edificio que da al patio interior, que todavía queda en pie pero en la que hay una zona de fachada inestable, que tendrán que ser retirada manualmente.

"Lo primero es depurar responsabilidades, conocer las causas del derrumbe y atender a los vecinos; y en eso estamos", ha declarado la alcaldesa, que, en respuesta a la prensa, ha asegurado que oficialmente no le consta la denuncia presentada el pasado jueves por el concejal no adscrito, Antonio Mantecón, ante la Fiscalía Superior de Cantabria por posibles indicios de delitos.

"De manera oficial, en el Ayuntamiento no tenemos ninguna constatación de esa denuncia", ha afirmado, para señalar a continuación que el equipo de Gobierno "no pierde el norte" ni su "objetivo único" que es que los vecinos "puedan tener sus casas lo antes posible" y "de manera segura".

La alcaldesa ha reiterado que "todas las semanas" los representantes municipales "nos vemos con todos los vecinos que quieran" y "de manera casi diaria" están en contacto con la administradora o la presidenta de la comunidad.

También ha recordado que los vecinos ya han recibido las primeras ayudas contempladas en el Plan de Emergencia Municipal de Santander (PEMUSAN), con un importe "de unos 14.000 euros", y también "podrá optar a alguna ayuda por el área de empleo" el arrendatario del local de tatuajes ubicado en los bajos del inmueble, junto al del Masters.

Además, la Sociedad de Vivienda y Suelo (SVS) de Santander ayudará a los vecinos en la búsqueda de pisos de alquiler según sus necesidades.

La alcaldesa ha realizado estas declaraciones a preguntas de la prensa tras inaugurar un aparcamiento provisional en la calle Alta.

Fotos

Vídeos