El tirón de la música adolescente

Sane

Unas 6.000 personas se divirtieron en las ocho horas de juegos y conciertos de la mano de artistas jóvenes e ídolos de internet

MARÍA CAUSOSantander

Diversión asegurada. Conciertos, juegos y hasta tres fiestas de colores estaban incluidos en la programación del Hoki Popi Music. El festival ha cumplido este año su segunda edición siguiendo la filosofía del año anterior. Un cartel cargado de artistas jóvenes y de ‘youtubers’ famosos entre el público juvenil. En total, 6.000 personas han desfilado esta tarde-noche por la campa de La Magdalena a lo largo de las ocho horas de espectáculos. Desde la apertura de puertas a las cuatro y media y hasta que Morat ha cerrado el cartel.

Desde el primer momento, los niños han empezado a corretear por el recinto. Las últimas canciones de Juan Magán, Shakira y exitazos como ‘Despacito’, de Luis Fonsi, han animado a pequeños y padres por megafonía. El festival estaba dirigido a un público que va de los cinco a los diecisiete años, así que han sido muchos los padres que se han visto ‘obligados’ a asistir para echar un ojo. «Si hay que hacerlo, se hace. Sólo por ver cómo lo disfrutan merece la pena», contaba uno de los que ha acudido de ‘canguro’ con sus hijas de cinco y ocho años.

La campa se ha dado un pequeño lavado de cara para el festival infantil. Se han llevado atracciones y casetas pensadas para los más pequeños. Un hinchable donde los niños tienen que saltar una barra para evitar caerse al suelo o una diana gigante donde se lanzaban pelotas y se conseguían diferentes puntuaciones. Los ‘cachivaches’ más grandes y llamativos del recinto. Además, los críos competían por ver quién llegaba el primero en las carreras paralelas. Con algún que otro ‘pique sano’ entre amigos.

Diversión para todos los públicos

Junto a la plaza ‘multiobstáculo’ ha habido varias casetas que han dado un respiro de tanto baile a los menores. La de fotos ha sido de las más concurridas. Allí, grupos de madres, hijas y amigas posaban haciendo posturas, sacando la lengua o poniendo ‘morritos’ para el fotógrafo. «Son fotos muy divertidas. Además, es un detalle que te la impriman al momento. Esta me la voy a llevar para ponerla en la oficina», comentaba una madre que acudió con su hija, su hermana y sus sobrinas desde Solares. Pero, sin duda, la atracción estrella para los adolescentes ha sido el ‘bubble football’. «Es como el fútbol pero se juega dentro de una pelota de plástico», explicaba un trabajador de la organización.

El Hoky Popi ya lo prometía. «Música, juegos y mucha diversión». Y también, mucho color. Las tres fiestas de polvos de colores que se han celebrado han teñido la campa. Y a sus asistentes. Niños, adolescentes y padres han terminado salpicados por el colorido de los polvos de todas las tonalidades del arcoiris. Joaquín, de 42 años, iba manchado de rosa y verde. «Mi hija pequeña me ha lanzado los polvos de color rosa y mi hijo, que se había cortado en un primer momento, me ha manchado con los verdes. Pero bueno, se lo han pasado pipa».

Normal. El cartel lo ponía fácil. Los ídolos juveniles y los artistas que más prometen del panorama nacional. El broche inicial lo puso Marta Rodríguez, una joven de Los Corrales de Buelna que ganó la segunda edición de Hoky Popi Talent, un concurso de talentos que se celebró en El Corte Inglés y que le permitió abrir el festival. Después llegaron los youtubers Naim Darrechi y Marcos White, conocidos en las redes sociales por hacer covers de videos en ‘Musical.ly’. Ellos iniciaron la primera batalla de colores. A continuación, comenzó el concierto de Carlos Marco, ex de Auryn y después Karen Méndez, que se proclamó en 2013 ganadora de la primera edición del programa de televisión ‘Vive Tu Voz’.

Tras la segunda fiesta de colores con el youtuber español Hamza Zaidi, el largo fin de fiesta incluyó los platos fuertes. El cartel anunciaba a partir de entonces a Sweet California, la celebración de la última guerra de colores de la mano de The Tripletz y los dos conciertos finales, con los Gemeliers y la banda colombiana Morat. Pero ya desde las cinco de la tarde, se cantó, se bailó, se rió y se disfrutó al máximo de este invento bautizado como Hoky Popi Music.

Fotos

Vídeos