El primer móvil llega antes de los 10 años

Los padres desconocen los peligros de la Red./Archivo
Los padres desconocen los peligros de la Red. / Archivo
INTERNET

Dos de cada diez jóvenes menores de diez años tiene perfil en las redes sociales

J. A. G.Madrid

Ocho de cada diez españoles cuenta con un smartphone en su bolsillo, lo que supone una de las mayores tasas de penetración de toda la Unión Europe. Además, España se convirtió en 2017 en uno de los objetivos preferidos por los ciberdelincuentes.

Sin embargo, estos datos no han concienciado del todo a los españoles y es una de las tardeas pendientes en el uso seguro de las Nuevas Tecnologías para evitar ser víctimas de los ciberdelincuentes tanto a nivel personal o familiar como en el ámbito empresarial.

Según una encuesta de S2 Grupo, es el 16% de los padres aseguraban haber comprado su primer smartphone a sus hijos antes de los 10 años y que el 22% de los menores, incluidos en esta franja de edad, ya utilizan redes sociales.

"Los problemas originados en entornos conectados son múltiples y la tendencia indica que seguirán aumentando, eso hace que se disparen las alarmas y que desde tanto las instituciones públicas, organizaciones y entidades privadas nos pongamos en marcha para formar y concienciar a los menores y evitar que sean víctimas de delitos relacionados con el uso de las Nuevas Tecnologías", destaca José Rosell, socio-director de S2 Grupo.

En este sentido, el ciber acoso, el sexting, la pérdida de privacidad, las adicciones o las apuestas online son sólo algunos de los riesgos a los que pueden enfrentarse los menores relacionados con este ámbito. "Muchas familias piensan que limitar el uso de estas tecnologías es la solución para evitar problemas, pero esto es inútil. Los dispositivos conectados están cada vez más implantados en cada ámbito de nuestra vida y la auténtica forma de protegernos es conocer los riesgos a los que nos enfrentamos y cómo realizar un uso responsable de Internet", explica Rosell.

En la semana del Internet seguro, los expertos recuerdan que para tener una navegación segura, tanto padres como menores deben conocer la tecnología que usan y, sobre todo, desconfiar de extraños, en el caso de los más pequeños, a la hora de aceptar amigos en las redes sociales.

"Tanto los adultos como los menores no tienen consciencia de ésta y, por tanto, no gestionan los riesgos asociados. Estos peligros se derivan tanto de las vulnerabilidades técnicas asociadas al uso de los dispositivos y al acceso a servicios online como de prácticas de comportamiento inseguro, principalmente por parte de los menores", recuerdan los expertos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos