El PP, sorprendido por el uso de la piscina para que se bañen los dueños y sus mascotas

El PP, sorprendido por el uso de la piscina para que se bañen los dueños y sus mascotas
/ DM
  • Ante la iniciativa que se va a celebrar este domingo, los Populares de Bárcena recuerdan al Ayuntamiento que el Reglamento Sanitario de Piscinas establece la prohibición de entrada de animales

El Partido Popular de Bárcena de Pie de Concha ha mostrado su sorpresa ante el hecho de que el domingo se celebre en la piscina municipal una jornada de convivencia en la que los dueños de mascotas podrán bañarse con ellas, aludiendo a que el artículo 19 del Reglamento Sanitario de Piscinas establece la prohibición de entrada de animales.

En opinión de la portavoz del PP, Carmen Mier, "resulta sorprendente que con una normativa tan clara se vaya a celebrar la actividad en una instalación de titularidad pública de la que el Ayuntamiento es el responsable de su funcionamiento, mantenimiento, salubridad y seguridad, debe establecer un programa de autocontrol y ser responsable del cumplimiento del mismo".

Para la concejala del PP, si la jornada se realiza por desconocimiento de la ley "resulta preocupante que el máximo responsable de un Ayuntamiento no la conozca, pero si es conocedor del Reglamento y aun así promueve el incumplimiento del mismo, con el consiguiente riesgo para la salud, tiene otros calificativos".

Carmen Mier ha advertido que, de llevarse a cabo esta actividad en el lugar anunciado, "se puede cometer una clara infracción que, sin perjuicio de las responsabilidades civiles, penales o de otro orden que pudieran concurrir, lleva parejo un procedimiento sancionador".

Tras recalcar que su partido no está en contra de esta actividad, pero sí de la ubicación elegida, la portavoz del PP ha señalado que, a pesar de no ser contrarios a la celebración de la citada jornada, se sienten en la "obligación de poner de manifiesto que la piscina municipal no es el lugar apropiado para albergar este tipo de eventos".

"No es extraño que se haya destacado que esta sea la primera vez en Cantabria que un Ayuntamiento pone en marcha una actividad habitual en Estados Unidos y varios países de Europa", ha señalado la portavoz del PP, quien ha añadido que "no solo llama la atención por eso, sino también porque en Cantabria se considera que esta actividad afecta las condiciones higiénico-sanitarias de las instalaciones y pone en riesgo la salud de las personas, según consta en el Decreto".

Esperan "no volver a enterarse por los medios"

Carmen Mier ha continuado diciendo que en el PP esperan "no tener que preocuparnos de las muchas más sorpresas que ha avanzado el alcalde y que si van en esta línea indican un claro desprecio hacia los ciudadanos y las leyes". Asimismo, también ha señalado que esperan "no tener que volver a enterarse por los medios de comunicación o las redes sociales de las decisiones que se toman en el Ayuntamiento".

La concejala del PP ha expresado también su sorpresa por el silencio y falta de respuesta de la Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Cantabria que "a estas alturas debiera ser buena conocedora de lo que se pretende hacer y de la que se desconoce su postura".

Al respecto ha señalado que "aquellos que marcan la política de la Comunidad Autónoma y velan por el cumplimiento de las normas no pueden mirar para otro lado eludiendo su responsabilidad ni tampoco pueden hacer creer que son ignorantes o, lo que es peor, dar la sensación de que están por encima de las normas", ha concluido.