Urgente

Víctor Gijón pone su cargo a disposición de la vicepresidenta

El PP de Los Corrales de Buelna califica de "desastrosa" la legislatura

  • Mercedes Toribio critica la situación del alumbrado público, las antiguas escuelas o el cierre de la piscina cubierta

La portavoz popular en el Ayuntamiento de Los Corrales de Buelna, Mercedes Toribio, ha calificado la legislatura como un "auténtico desastre", criticando la inactividad de los socios de gobierno, PSOE y PRC, en temas como la mejora del alumbrado, la rehabilitación de las antiguas escuelas, el cierre de la piscina cubierta o la falta de transparencia. Toribio aseguró que "son los vecinos los que nos trasladan ese calificativo de desastre, el mejor termómetro de lo que está pasando", dijo, para incidir en que "todo lo que se nos criticó cuando gobernábamos ha ido a peor, mucha propaganda pero nada en cuanto a la mejora real de los servicios, los problemas que había siguen y se han generado otros graves y encima centran el foco en echarme la culpa a mí de todo".

Parte de su intervención se refirió a la falta de cumplimiento de los planes de mejora del alumbrado "que tanta critica suscitó y que lo único que sabemos es el chanchullo entre comillas descubierto". En este tema también ahondó en la situación del polígono industrial de Barros, "tan críticos que fueron, y no se ha hecho nada".

Sobre la rehabilitación de las antiguas escuelas lamentó que la obra del nuevo Ayuntamiento ya podía estar terminada y añadió que "menos mal que no se pudo paralizar la obra de la plaza de la Constitución". en ese sentido insistió en que "no se ha hecho nada dando la imagen de abandono en el centro del pueblo".

Aprovechó para criticar la "lamentable situación de la actual Casa Consistorial, "con obras que no se ajustan a la legalidad".

Incidió también en el cierre de la piscina cubierta "cuando lo que se recomendaba era una reparación inmediata pero no la clausura que se adoptó sin tener en cuenta a los usuarios ni a los trabajadores". Aseguró que ya se debería haber intervenido de forma inmediata "y no se ha hecho".

Criticó la falta de negociación para aprobar los presupuestos de 2017, señalando que deberían haber apostado por ese arreglo inmediato de la piscina cubierta, la rehabilitación de las antiguas escuelas o por afrontar "el acuerdo unánime de la pasada legislatura por ir mejorando paulatinamente el alumbrado, pero no se ha hecho nada de nada". "Por más que hemos pedido participar, no se nos permite implicarnos en nada desde el principio, actuando como una dictadura pura y dura en una pantomima constante".

Respecto a las cuentas de 2016 rechazó lo dicho por el gobierno local sobre el amplio cumplimiento de ese documento, afirmando que "en realidad está todo sin hacer, además de haber aprobado innumerables modificaciones presupuestarias".

Otra de las críticas a la actuación del ejecutivo corraliego se centró en la privatización de servicios públicos "que antes realizaban operarios municipales o personal contratado en los planes de empleo", apuntando a las labores de desbroce, desratización o la recogida de perros vagabundos o perdidos.

Criticó igualmente la situación de suciedad de las calles, una situación "vergonzosa que obliga a ir sorteando los excrementos de los perros".

Terminó preguntándose qué obras se han realizado, asegurando que la mayoría estaban consignadas la pasada legislatura.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate