La bola de Navidad de Torrelavega sólo se instalará este año tras la avalancha de críticas

La gran bola navideña instalada por la misma empresa el año pasado en San Sebastián. /L. Altuna
La gran bola navideña instalada por la misma empresa el año pasado en San Sebastián. / L. Altuna

Cruz Viadero ha tomado la decisión después de «escuchar» las airadas protestas de los vecinos por la elevada cuantía del elemento decorativo

José Ignacio Arminio
JOSÉ IGNACIO ARMINIOSantander

Torrelavega instalará su polémica gran bola de Navidad, pero sólo este año. Así lo anunció ayer el alcalde, José Manuel Cruz Viadero, tras «escuchar» las airadas protestas de numerosos vecinos por la elevada cuantía del elemento decorativo singular, que ha sido adjudicado a la empresa Iluminaciones Ximénez, de Puente Genil (Córdoba), en 77.042 euros. Cruz Viadero dice que tomaron la decisión con «la mejor de las intenciones», contribuir a dinamizar la ciudad durante las fiestas navideñas, pero «también comprendemos a los ciudadanos que han alzado la voz porque la inversión es muy alta».

«A la gente hay que escucharla -explica- y lo que vamos a hacer es seguir tomando medidas para potenciar la hostelería y el comercio, pero con un coste menor. Aunque funcione bien, lo de la bola no se va a hacer más. Eso sí, también quiero dejar claro que este gasto no influye en los servicios sociales, una prioridad absoluta para nosotros, a la que cada vez destinamos más dinero».

La famosa bola, que incluye un espectáculo de luz y sonido, es una iniciativa que puso en marcha el año pasado Iluminaciones Ximénez en el mismo Puente Genil y a la que se sumaron, también con éxito, La Coruña y San Sebastián. El delegado comercial de la empresa en la zona Norte, Ramón Zapata, dice que el «golpe de efecto» navideño funciona y por eso la cartera de clientes ha crecido con otras dos ciudades: Vigo y Torrelavega.

«Es una bola transitable -señala-, se puede visitar por dentro, y en al menos dos momentos de la tarde ofrece un espectáculo de luz y sonido. Es un elemento bastante singular, que ya funcionó bastante bien el año pasado y este va a más sitios de España. Es un espectáculo que aglutina a mucha gente y que seguro también va a ser un éxito en Torrelavega».

Ramón reconoce que a su empresa no le va a sobrar el tiempo para fabricar la bola, trasladarla a la capital del Besaya en «al menos tres tráiler» y montarla «en dos o tres días». Iluminaciones Ximénez también se encargará del mantenimiento y realización del servicio, que va a ser «completo», mientras que las bolas de San Sebastián, Vigo y La Coruña no incluirán el espectáculo. «Serán más sencillas», concluye.

«Especial vistosidad»

El Ayuntamiento de Torrelavega sacó a licitación el contrato con el objetivo de atender la demanda de «los ciudadanos y comerciantes», y ofrecer el elemento decorativo singular como complemento del alumbrado navideño que se instala tradicionalmente en la ciudad. Entre las condiciones específicas del pliego de condiciones, destaca la intención del Consistorio de dar «especial vistosidad» al lugar en el que se instalará la bola: la céntrica plaza Baldomero Iglesias.

El elemento decorativo podrá ser visitado en su interior y sus dimensiones aproximadas serán de entre 10 y 15 metros, tanto de anchura como de altura. La empresa adjudicataria deberá realizar al menos dos pases diarios de animación a la hora que determinen los técnicos municipales y está previsto que la bola permanezca instalada en la referida plaza entre el 1 de diciembre y el 8 de enero, y que esté encendida al menos cinco horas al día, coincidiendo con el alumbrado navideño de la ciudad.

Mientras tanto, varias concejalías trabajan en la programación para dinamizar Torrelavega durante estas fiestas. Cabe destacar que la Feria de Navidad, que incluye el tradicional mercadillo y diversas actividades dinamizadoras durante las fiestas, recuperará este año la gestión municipal tras el fracaso que supuso el año pasado su adjudicación a una empresa privada (17.000 euros) y su traslado desde la Plaza Mayor a la Plaza de la Llama, con escasa respuesta por parte del público. El nuevo emplazamiento será el tramo final de la calle Consolación, recientemente peatonalizado.

Así lo ha anunciado el concejal del área, Jesús Sánchez, que recibió duras críticas en la última edición de la Feria de Navidad por los malos resultados. El edil regionalista ha indicado que el presupuesto se incrementa en esta edición hasta los 30.000 euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos