Los propietarios de Pista Río piden 1,8 millones por la finca para la piscina de Torrelavega

Los propietarios de Pista Río piden 1,8 millones por la finca para la piscina de Torrelavega
Luis Palomeque

La instalación deportiva se construirá en la antigua zona de ocio de la ciudad si los técnicos dan el visto bueno a la operación

José Ignacio Arminio
JOSÉ IGNACIO ARMINIOTorrelavega

La construcción de la ansiada primera piscina municipal descubierta de Torrelavega parece más cerca. Los propietarios de Pista Río, antigua zona de ocio de la ciudad, han pedido al Ayuntamiento 1,8 millones por los terrenos, cuya superficie supera los 600 metros cuadrados. La instalación deportiva se hará en ese lugar si los técnicos, que están valorando la oferta, dan su visto bueno. Así lo anunció el primer teniente de alcalde, Javier López Estrada, durante el último pleno de la Corporación.

El Ayuntamiento quiere evitar, si es posible esta misma legislatura, que cada verano muchos vecinos acudan a localidades limítrofes, como Puente San Miguel o Cartes, en busca de un importante servicio del que aún carece la ciudad. Socialistas y regionalistas están en minoría y, dentro de los acuerdos presupuestarios para este año, firmaron un documento con el primer grupo de la oposición, el PP, comprometiéndose a construir la piscina de verano en una zona urbana céntrica. El lugar elegido es Pista Río, siempre que la compra de los terrenos se realice «a precios de mercado» y antes de que concluya 2017. En caso contrario, los populares propondrán otra zona del municipio que cumpla los requisitos necesarios, con el fin de que «no sean perjudicadas las arcas municipales».

En la última sesión plenaria se aprobó la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado de Torrelavega (Edusi), así como la solicitud de cofinanciación a través de los fondos europeos Feder. Entre los proyectos incluidos en la propuesta figura la construcción de un centro de ocio familiar, con piscina descubierta incluida, en el aparcamiento de camiones y la zona ajardinada de La Lechera, lo que dio lugar a un encendido debate.

La portavoz popular, Natividad Fernández, dijo que su grupo se abstenía, entre otras razones, por no estar de acuerdo con el proyecto de La Lechera y recordó al equipo de gobierno su compromiso de hacer la piscina en Pista Río. «Ustedes no tienen palabra y parece que tampoco tienen firma», señaló. El PP prefiere que destinen ese segundo proyecto de piscina a construir el Centro de Emprendedores.

López Estrada reconoció el pacto y dijo que lo están «intentando». «Tenemos ya la oferta de la propiedad -explicó el concejal regionalista- y tenemos solicitada la tasación. Si los números cuadran, procederemos a la compra, tal y como firmamos. Ahora bien, en un proyecto europeo no podemos presentar la construcción de una piscina en terrenos que no son municipales».

Blanca Rosa Gómez Morante, de Torrelavega Sí, también entró en la polémica. Su grupo ha exigido al alcalde que haga públicos los compromisos firmados con otros partidos y que condicionan el Presupuesto. Según Torrelavega Sí, todos estos acuerdos, de «incuestionable repercusión» en la vida de los vecinos por ser los que pudieran definir el gasto y las inversiones del dinero público, se han hecho «sin luz ni taquígrafos, ajenos totalmente a cualquier atisbo de transparencia».

El regidor municipal tomó la palabra para concluir el debate. Cruz Viadero, enérgico, dijo que tenía que hacer una aclaración: «No tenemos la intención de hacer dos piscinas de verano en Torrelavega. Nos han dicho los técnicos que, para solicitar las ayudas europeas, no podíamos hacer nada en solares o edificios que no fuesen municipales. La piscina la piden los ciudadanos y se hará donde se tenga que hacer».

Este periódico tuvo acceso en mayo al estudio que contempla habilitar un centro de ocio familiar, con piscinas descubiertas, en la superficie que ahora ocupan los jardines y el aparcamiento para camiones del complejo de La Lechera, un proyecto que se ha presentado a la convocatoria europea de estrategias de desarrollo urbano sostenible e integrado, y tiene un presupuesto de 1,8 millones de euros.

Un espacio de referencia en el que actuó Julio Iglesias

Pista Río, ahora casi en desuso, fue una zona de ocio de referencia en Torrelavega en los años sesenta y setenta. Inaugurado en 1951 por el emprendedor Benigno González Charines, el centro en principio se llamó Pista Bahía, pero se cambió por su coincidencia con el hotel santanderino del mismo nombre. Durante un tiempo le llamaron Pista Bahío, pero, finalmente, acabó siendo Pista Río. Contaba con tres piscinas (las primeras en el centro de la ciudad), sala de baile exterior y discoteca interior, todo ello junto al río Sorravides. En sus instalaciones se organizaban tardes de baile con las orquestas Cubanacán y Savoy, y alguna otra nacional e internacional como la Orquesta Silver. Por su sala pasaron artistas de la talla de Julio Iglesias, Raphael, Karina o Jaime Morey. Las últimas actuaciones se realizaron en 2005. Desde entonces, el deterioro avanza.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos