Las plantas de Nissan en Cantabria no se verán afectadas por los cambios en las previsiones de producción

Nissan Barcelona se queda sin nueva furgoneta y prevé abrir 15 días más anuales

EUROPA PRESS |BARCELONA
Interior de la empresa Mecobusa, en Los Corrales de Buelna./M. DE LAS CUEVAS./
Interior de la empresa Mecobusa, en Los Corrales de Buelna./M. DE LAS CUEVAS.

La fábrica de Nissan en Barcelona no fabricará la nueva furgoneta ligera del grupo, que finalmente se ha adjudicado la futura fábrica de Tánger, y alertó hoy de que para mantener la plantilla deberá abrir 15 días más al año, hasta un total de 250 días frente a los 235 actuales, explicó el director general de Nissan Motor Ibérica, José Vicente de los Mozos.

La actual plantilla en Barcelona está formada por 4.160 trabajadores, de los cuales 3.000 son mano de obra directa. En total, añadiendo los trabajadores de las plantas de Nissan en Avila y Cantabria que, según el directivo, "no se verán afectadas" por los cambios en las previsiones de producción, los empleados suman más de 6.000 personas.

De los Mozos aseguró que el hecho de que el nuevo modelo de furgoneta ligera del grupo de automoción se produzca en Tánger "no es el principio del fin" porque el punto fuerte de las instalaciones catalanas son los vehículos "con valor añadido", como son los todoterrenos Navara y Pathfinder y la furgoneta que se comercializa como Nissan Primastar, Renault Trafic y Opel Vivaro.

Además, insistió en que el nuevo centro de producción en Tánger, que se pondrá en marcha en 2010, "es una oportunidad", ya que el establecimiento de proveedores en Marruecos podría abaratar los costes de importación de piezas que ahora se traen desde Asia a la fábrica catalana.

Sin embargo, sí que alertó de que para mantener la plantilla y conseguir el objetivo de reducir un 12% los costes de Barcelona, la fábrica deberá funcionar más días al año.

Actualmente, la mayor amenaza de Barcelona es la producción en Tailandia del modelo Navara, que podría poner en entredicho el tercer turno catalán. "A día de hoy no tenemos previsto eliminar el tercer turno, pero el mercado es el que manda. El mercado nos dirá cuando quitar el tercer turno, y eso será cuando seamos más caros", argumentó.

El día 1 de noviembre, la fábrica de Nissan en Barcelona contará con 465 empleados fijos más que corresponden a trabajadores temporales que llevaban más de un año en la empresa. Esta conversión de contrato responde al compromiso que adquirió la fabricante de automoción con la Generalitat.

SIN NUEVO MODELO

Por otro lado, el director general de Nissan Motor Ibérica avanzó que la planta de la capital catalana acogerá un pedido de Renault para producir un total de 40.000 unidades más del modelo X-83 (Primastar, Trafic y Vivaro) en los próximos tres años, lo que demuestra "la confianza de la casa matriz".

De este modo, en 2008 el número de vehículos de este modelo alcanzará los 97.500, que sumados a la producción de los vehículos Pathfinder y Navara (también fabricados en Barcelona), situará el volumen de producción entre las 170.000 y 180.000 unidades.

Para De los Mozos, la previsión de mantener este nivel de producción durante los próximos tres años es algo que los trabajadores "hubieran firmado" de haberlo sabido hace tres o cuatro años.

Por eso, insistió en la necesidad de que se acepten las medidas de aumentar los días de producción y reducir los costes para poder mantener las previsiones. "Las oportunidades pasan", afirmó, y aseguró que si en Barcelona no se dan las condiciones para asumir el aumento de unidades, "alguien tendrá que fabricarlas en otro sitio".

Entre los puntos del Plan Industrial de Nissan para los próximos años en Barcelona, De los Mozos destacó que se mantiene la intención de integrar a sus proveedores y que se establezcan en las instalaciones de la compañía en la Zona Franca y, de este modo, puedan reducirse los costes de producción.

El director general de Nissan en España también insistió en que los planes de inversión en I+D+i seguirán adelante en la Ciudad Condal, puesto que el futuro del sector "ha de pasar por la innovación en valor añadido de nuestros vehículos".