Los vecinos recibirán atención sanitaria en el País Vasco

El Gobierno de Cantabria aprobó un convenio para mejorar el servicio en las poblaciones limítrofes

I. AROZAMENA

El Gobierno de Cantabria aprobó en su reunión de ayer un convenio de colaboración para mejorar la atención sanitaria en poblaciones limítrofes.

Concretamente, según informó la vicepresidenta regional y portavoz del Ejecutivo, Dolores Gorostiaga, los vecinos del Valle de Villaverde, en Cantabria, podrán beneficiarse de la atención vasca, mientras que los de Lanestosa, en Euskadi, serán atendidos por el Servicio de Salud de Cantabria.

Además, en este mismo convenio, que deberá pasar por el Parlamento para su aprobación definitiva por afectar a más de una comunidad autónoma, recoge la atención sanitaria de los usuarios del tramo de la Autovía del Cantábrico comprendido entre Castro Urdiales y El Haya en casos de emergencia.

Dolores Gorostiaga explicó que en virtud del acuerdo los residentes de Villaverde serán atendidos por los servicios pediátricos de los centros de salud de Zalla y Balmaseda, por el punto de atención continuada de Balmaseda en el caso de urgencias, y por el ambulatorio Ortuella, los centros de salud de Zalla, Areatza y Deusto y los hospitales de Basurto y Cruces, cuando demanden servicios de atención especializada.

Ramales

Por su parte, el servicio de urgencias de atención primaria de Ramales atenderá a los residentes de Lanestosa (País Vasco).

El Servicio Cántabro de Salud asumirá el coste tanto de la atención como del transporte sanitario a la población de Lanestosa, mientras que el Servicio Vasco de Salud hará lo propio con los servicios al Valle de Villaverde.

En el caso de las emergencias sanitarias que se generen en el tramo citado de la Autovía del Cantábrico, la atención se prestará de acuerdo con un protocolo de colaboración incluido en el convenio.

El objetivo que se persigue con la firma del convenio es mejorar la atención sanitaria en estas zonas limítrofes de ambas comunidades autónomas, de forma que la cercanía de los respectivos puntos de atención repercuta positivamente en la salud de los pacientes.

El convenio se tramitará en breve en el Parlamento de Cantabria.