Una granizada en la A-8 provoca un accidente con 54 coches implicados

El choque multiple tuvo lugar a la altura de Abanto, junto a Petronor. De entre los 27 heridos, todos leves, al menos cinco son vecinos de Santander

J. GARCÍA| BILBAO/SANTANDER
La colisión bloqueó los tres carriles de la autovía durante todo el resto del día. / LUIS CALABOR/
La colisión bloqueó los tres carriles de la autovía durante todo el resto del día. / LUIS CALABOR

Un total de 27 personas resultaron heridas de diferente consideración al colisionar este viernes por la tarde 54 vehículos en la autopista A-8, que une Bilbao y Santander, en dirección Cantabria, a la altura de la localidad vizcaína de Abanto.

El siniestro tuvo lugar al filo de las cuatro de la tarde en un punto de la autopista con una pendiente prolongada y con una limitación de velocidad de 100 kilómetros por hora.

Aunque se desconoce la causa del siniestro, una tormenta de granizo que descargó sobre la vía a la hora del accidente pudo provocar el patinazo de un coche. A partir de ese momento, 54 vehículos colisionaron en cadena y la vía quedó colapsada.

Cántabros

Efectivos de los Bomberos, ambulancias, grúas y agentes de la policía autonómica se trasladaron al lugar del siniestro vial con urgencia. La sucesión de accidentes se cerró, al menos provisionalmente, con 27 personas heridas. La mayoría de ellas presentaban un pronóstico leve y ninguna padecía heridas de carácter grave.

Entre ellos se encontraban al menos cinco vecinos de Santander: una mujer de 53 años (R.M.G.P.), con pronóstico reservado y trasladada por la DYA de Bilbao, y una familia de cuatro miembros que sufrieron heridas leves.

Los afectados por el accidente fueron trasladados a los hospitales de Cruces, San Eloy de Barakaldo y Basurto. En el primero, seis personas necesitaron tratamiento ambulatorio y tres se encontraban en observación al cierre de esta edición. En el segundo trataron a otros seis heridos leves, mientras que el de Basurto no facilitó información de los heridos.

La autovía permaneció cortada desde las cuatro de la tarde hasta el cierre de esta edición, y la Ertzaintza desvió el tráfico rodado por las carreteras nacionales 634 y 639, mientras las grúas intentaban retirar los vehículos implicados en la colisión en cadena.