Castro pondrá en marcha un plan de choque para recortar el consumo eléctrico

Se pretende reducir el número de horas de encendido del alumbrado exterior de los edificios municipales

ABEL VERANOCastro Urdiales

El Ayuntamiento de Castro Urdiales tiene previsto poner en marcha un plan de choque en ahorro energético que permitirá recortar el consumo eléctrico en un 20%.

La primera actuación consistirá en programar los ciclos de funcionamiento exterior de los edificios municipales. Se pretende reducir el número de horas de encendido del alumbrado exterior de la iglesia de Santa María, la Casa Consistorial, el alumbrado exterior del faro, el Centro Musical García Basoco, el Edificio Royal, la Casa de la Naturaleza, la ermita de San Pelayo y el cementerio municipal.

La segunda actuación que llevará a cabo el Ayuntamiento afectará a las pedanías. En aquellas donde la instalación es trifásica (tres corrientes alternas monofásicas de igual frecuencia y amplitud) se desconectará una fase, todo ello sin perjuicio del estado de las instalaciones. Para poder realizar esta actuación las fases tienen que estar correctamente equilibradas y en buen estado. Esta actuación queda condicionada a la viabilidad técnica que será decidida in situ por el Servicio de Obras.

La pedanías a las que afectará esta intervención son Otañes, Sámano, Cerdigo y Mioño.

En el parque de Cotolino se programará el reloj para apagar parte del alumbrado a la 1:30 horas. Esta medida se llevará a cabo siempre y cuando sea posible dejar encendida alguna farola para no dejar la zona sin alumbrado por motivos de seguridad.

Además, el servicio de Obras tendrá que conectar el alumbrado público exterior de La Residencia y de la Casa de la Naturales al alumbrado público.

1,3 millones en luz

El Ayuntamiento de Castro gasta al año 1,3 millones de euros, de los que 800.000 euros son de alumbrado público y 500.000 euros del gasto de equipos y luz de edificios municipales.