La oposición reprocha el paro y la pobreza al PP, que les acusa de no haber hecho "nada"

PSOE alerta de que el número de pobres aumenta de forma "imparable" y PRC, de que la región está "en máximos históricos de precariedad laboral"

E. PRESSSantander

Socialistas y regionalistas de Cantabria han reprochado este lunes, en el Pleno del Parlamento, el incremento del paro y la pobreza al Ejecutivo, mientras que desde el PP han acusado a la oposición de no haber hecho "nada" cuando gobernaron la región y pretender ahora "limpiar sus conciencias".

Así lo han manifestado los 'populares' a propósito de sendas iniciativas para elaborar un plan estratégico de apoyo a las familias y pedir la derogación del decreto ley sobre de medidas para favorecer la contratación estable y mejorar la empleabilidad de los trabajadores, presentadas por PSOE y PRC, respectivamente, y que ha rechazado el Grupo Popular con su mayoría absoluta.

La primera de las propuestas, orientada a elaborar en tres meses el plan de apoyo a las familias 2014-2018, ha sido defendida por la diputada socialista Ana Isabel Méndez, que ha alertado de que el número de pobres está aumentado de forma "imparable" en la región, al tiempo que la crisis ha "cronificado" la pobreza tradicional y ha multiplicado el riesgo de las familias de clase media de caer en la exclusión.

A la renta de los hogares cántabros, "en caída libre", se suma, según la parlamentaria del PSC-PSOE, la falta de oportunidades laborales, y el hecho de que tres de cada cinco parados cántabros -ha dicho- no tengan ningún tipo de cobertura. Se trata, a sus ojos, de un "cóctel demoledor" que hace que el "exilio" sea hoy la "única salida para un hijo", ha apostillado.

Tras aludir a las tasas judiciales, el "ataque" a la sanidad y la educación pública, la implantación del copago, la reducción o eliminación de ayudas, o las dificultades para acceder a la renta social básica, la socialista ha concluido que la Cantabria "real" no tiene "nada que ver" con la Cantabria "imaginada" por el PP, que sigue su "hoja de ruta" sin importarle -ha señalado- que "hayamos descarrilado".

Tras aclarar que hablar de pobreza no equivale a "lamentaciones", Méndez ha denunciado que más de cien toneladas del Banco de Alimentos de Tanos se han caducado por la "dejación" del Gobierno del PP, partido al que ha pedido que no dé mítines en lugares cerrados, sino que salga "a la calle". También ha destacado que los 'populares' de Castilla y León han tenido "más cintura" que sus homólogos cántabros al ponerse de acuerdo con el resto de partidos con representación en esta comunidad para aprobar medidas similares a las propuestas en el Parlamento de Cantabria .

En la misma línea, la diputada del PRC Rosa Valdés ha criticado la "inoperancia pertinaz" del actual Ejecutivo, que a su juicio está condenando a la región a la "fractura" de clases. La regionalista ha aludido a la lista de "incumplimientos" del PP en sus 32 meses al frente del Gobierno para sentenciar que si bien los 'populares' se presentan como los "defensores" del Estado del Bienestar, son "sus máximos detractores", ya que la pobreza y la exclusión "proliferan por doquier".

También ha censurado Valdés la "manida excusa de la herencia", pues según un informe de Funcas Cantabria ha pasado del "pelotón de cabeza" de las comunidades autónomas entre 2000 y 2010 al "pelotón del medio" pese al "colchón histórico" con que contaba.

Pero, para la 'popular' Tamara González, socialistas y regionalistas pretenden, con estos argumentos y las medidas que proponen, "limpiar sus conciencias", ya que podían haber evitado el incremento del paro y el riesgo de exclusión cuando estaban al frente de la región y del país.

No obstante, la diputada 'popular' ha aseverado que el riesgo de exclusión social se redujo en 2012, al igual que la tasa de pobreza, mientras que esta última se había incrementado más de un 4% entre 2007-2011, ha comparado.

Además, el año pasado se ha reducido, según González, el número de hogares con dificultades para llegar a fin de mes.

Con todo ello, ha destacado que el Gobierno del PP ha "salvado de la quiebra" al Estado del Bienestar, al tiempo que ha hecho posible el crecimiento y la generación de empleo, lo que el bipartito PRC-PSOE "no hizo" en ocho años en el Ejecutivo.

Así, la proposición no de ley del PSOE para elaborar el plan estratégico de apoyo a las familias ha sido rechazado, al igual que la proposición del PRC para que el Gobierno regional inste al central a la derogación del real decreto ley de 20 de diciembre de medidas para favorecer la contratación estable y mejorar la empleabilidad de los trabajadores.

Máximos históricos de precariedad laboral

Para la regionalista Matilde Ruiz esta medida "perjudica" a Cantabria , que está "en máximos históricos" de precariedad laboral, toda vez que "uno de cada cuatro" contratos son de menos de cinco días y el 96% de los firmados en enero son temporales.

Además, con la reforma laboral los salarios han caído entre un 5 y 11%, y Cantabria encabezó asimismo la pérdida de autónomos en 2013, mientras que el pasado enero se han dado de baja una media de diez trabajadores por cuenta propia al día. "Si el Gobierno no protege a los autónomos -ha advertido- mal se va a crear empleo, y la única salida que van a tener es la de las fronteras".

Desde el Grupo Socialista, el diputado Juan Guimerans se ha mostrado a favor de la iniciativa del PRC ya que, según ha destacado, la reforma laboral es "un arma de destrucción masiva". Así, en el PSC-PSOE están dispuestos a apoyar "cualquier cosa" que trate de "tirar abajo" el "desastre" laboral que, a sus ojos, ha generado el PP con sus políticas y medidas.

Pero en el grupo que apoya al Gobierno, el diputado Luis Carlos Albalá ha mostrado sus "dudas" sobre la iniciativa del PRC y ha aludido a las posibles "intenciones" de la misma, más si se tiene en cuenta -ha dicho- que socialistas y regionalistas no hicieron "nada" cuando gobernaban ante la "masiva destrucción de empleo" y su partido no está dispuesto a "hacer lo mismo".

En este punto, ha criticado que el Ejecutivo de Rodríguez Zapatero y Rubalcaba se limitó a "mirar el desastre" del aumento del paro "galopante" pero "sin hacer nada". "Y en Cantabria , más de lo mismo", ha apostillado para finalizar.