Los acantilados de Suances han centrado la búsqueda del último marinero del Santa

Las labores de rescate se centran ahora en la costa cántabra/ Sane/
Las labores de rescate se centran ahora en la costa cántabra/ Sane

El cadáver hallado este miércoles en la playa de Tagle es el de contramaestre de nacionalidad portuguesa

P. CHATOSantander

Los acantilados de Suances han centrado hoy la búsqueda de Manuel Tajes, de Muros, el marinero que falleció en el naufragio del Santa Ana en Asturias y que aún no ha sido hallado. La búsqueda se ha extendido por toda la costa cántabra, hasta el País Vasco, tras el hallazgo del cadáver de uno de sus compañeros, este miércoles en Tagle. Hoy mismo, el Laboratorio de Criminalística de la Policía Judicial le ha identificado como Victor José Farinhas Braga, de 43 años, el contramaestre del barco, de nacionalidad portuguesa.

La identificación se ha realizado durante la autopsia que ha realizado el Instituto de Medicina Legal de Santander, al poder obtener una huella dactilar y realizar un cotejo dactiloscópico, según ha informado la Guardia Civil en una nota de prensa. La familia del marinero portugués ha sido ya informada de la localización del cuerpo, según ha confirmado a Efe la Benemérita.

Mientras, el operativo de búsqueda del marinero que aún no ha aprecido se ha extendido por toda la costa cántabra, aunque se ha hecho un especial hincapié en los acantilados de Suances. Pero la noche ha caído sobre la región sin que se halla dado con el marinero gallego. Se estima que las corrientes y temporales de estos días podrían haber arrastrado su cuerpo hasta aquí.

Este miércoles, junto al cadáver se halló una mochila con la documentación de otro de los marineros fallecidos que ya había sido identificado y rescatado en Asturias, Lucas José Mayo Abeijón.

En el operativo de búsqueda han participado el helicóptero dela Guardia Civil de Asturias, que ya trabajaba en los rastreos desde que ocurrió el naufragio, además de una embarcación del Servicio Marítimo de este cuerpo en Cantabria, patrullas desde tierra y otros efectivos.

Según explica el instituto armado, el cadáver encontrado ayer en Tagle fue visto por un ciudadano sobre las cuatro de la tarde y poco después fue trasladado al Anatómico Forense.

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Torrelavega ( Cantabria ), que se ha ocupado del caso desde que apareció el cadáver, trasladará el informe forense -una vez disponga de él- al Juzgado de Instrucción número 7 de Avilés que lleva la causa del naufragio del buque.

Según han informado a Efe fuentes judiciales, también el Juzgado de Torrelavega es el encargado de dictar la licencia de enterramiento y la orden de repatriación del cuerpo, aunque aún no ha adoptado esa decisión ya que, hasta el momento, no ha recibido la reclamación del cadáver.

El Santa Ana naufragó la madrugada del lunes 10 de marzo, tras embarrancar en la isla Erbosa, a media milla de la costa de Cabo Peñas. El gallego Manuel Simal Sande, segundo patrón del barco, fue el único superviviente rescatado.