Un palacete al sur de la bahía

Ana Bustamante, directora de comunicación, de marketing y ventas del Hotel Torres de Som o /Roberto Ruiz
Ana Bustamante, directora de comunicación, de marketing y ventas del Hotel Torres de Som o / Roberto Ruiz

El Restaurante Las Encinas, dentro del Hotel Torres de Somo, ofrece una sorprendente propuesta gastronómica basada en la alta calidad del producto

Alicia Del Castillo
ALICIA DEL CASTILLOSantander

Rodeado de madroños, eucaliptos y encinas centenarias, en un entorno de singular belleza y con gran privacidad, el Hotel Torres de Somo se postula como un establecimiento de calidad, sorprendente, exclusivo y con una cocina sobresaliente.

Con categoría de cuatro estrellas, el hotel se inauguró en 2004 y desde hace un año pertenece a una nueva sociedad que, con nuevo equipo directivo al frente, mantiene el personal del hotel, perfectamente integrado e impregnado de su esencia. Estéticamente responde a un elegante hotel de estilo Alsaciano, levantado junto al mar, flanqueado por dos torres que le dan nombre, y con una decoración cálida y personal, obra de Paco Entrena.

Una de las características de este hotel 'boutique' de 30 habitaciones es la exclusividad que ofrece a sus clientes, además del entorno. Aquí el cliente puede disfrutar con el máximo grado de confort de una atención personalizada y unas instalaciones muy cuidadas, equipadas con todo detalle, destacando el empleo de maderas nobles y tonalidades que invitan a relajar cuerpo y mente al compás de las olas.

Tándem perfecto

Una experiencia que se completa con el servicio del propio restaurante del hotel, Las Encinas, al frente de cuya cocina se encuentran dos profesionales con una larga trayectoria en muy diversos fogones a nivel nacional: Raquel Tortajada, valenciana, y Gabriel Álvarez, gallego. Ambos trabajaron juntos varios años en las cocinas del catering del gran premio de moto GP, y juntos forman el tándem perfecto. Hay cocineros que dicen que la cocina es un acto de amor y en este caso, tanto Raquel como Gabriel ponen toda la pasión que sienten por su profesión en cada plato. Una cocina sana, sabrosa y muy ligera, con platos muy depurados, equilibrados, mimados, fiel reflejo de su personalidad para que el comensal disfrute desde el aperitivo hasta el postre.

Platos de inspiración mediterránea que llaman la atención por su fondo y por su forma. Texturas sutiles, pureza y sabor, toda una declaración de intenciones que se traduce en un menú ejecutivo de 19 euros y una carta muy variada y equilibrada, donde el producto de Cantabria, en especial de la zona, tiene un peso realmente importante, con una veintena de platos donde no faltan clásicos como las rabas del Cantábrico -acompañadas de ali oli negro-, las anchoas de Santoña 'premium', paleta ibérica con sus tostas, tabla de quesos de Cantabria o las croquetas caseras, sobre todo si hay niños en la mesa. Otros platos a destacar son: coca de anchoas con pimientos asados, cherrys y mayonesa de aguacate; croqueta de morcilla lebaniega con ali oli de manzana asada; lasaña de pasta wanton rellena de langostinos, veduritas y queso fresco gratinada con ali oli de coco y curry; pisto de calabaza y morcilla lebaniega con huevo frito de Granja Pontana; ensalada de pollo crujiente, pera, parmesano y ali oli de mango; merluza del Cantábrico con tomillo y bayas de Goji cocinado a 68° con verduritas y encurtidos; bacalao confitado a 70° con flor de hibiscus e hilos de chile con verduras salteadas con soja y ali oli o tataki de salmón marinado con sésamo y algas con salteado de espinacas.

Tiempo de setas

El otoño es la época ideal para disfrutar de las setas por ello hoy, mañana domingo y los días 9 y 10 de noviembre, estará disponible una carta de sugerencias con diferentes tipos de setas, según mercado: alubias canela estofadas con boletus edulis, pato, boniato y huevo poché; canelón de pasta wanton relleno de boletus con espinacas y frutos secos salteados; gofre de calabaza asada con setas al ajillo, paleta ibérica y mousse de castañas; vol au vent de pasta filo con setas, langostinos y huevo a baja temperatura bañado en aceite de trufa y rabo de toro guisado con trompeta de la muerte y vino tinto.

El Restaurante Las Encinas permanece abierto todo el año pero en temporada baja, de lunes a viernes solo está disponible el servicio de desayunos y cenas, para las comidas es necesario reservar. Los fines de semana y festivos se ofrece el servicio completo, desayunos, comidas y cenas, tanto para clientes del hotel como del restaurante.

El restaurante

Calle/ Arna 66. Somo.

Teléfonos: 942 510 052 y 651 525 152.

Propietario: Hotel Torres de Somo.

Director: Enrique Colsa.

Comunicación, marketing y ventas: Ana Bustamante.

Inaugurado: 2004.

Jefes de cocina: Raquel Tortajada y Gabriel Álvarez.

Jefe de sala: Valentín Rivero.

Estilo de cocina: De mercado con buen producto de la zona.

Precio medio de la carta:

Entre 25 y 30 euros.

Desayunos: Buffet y cafetería.

Menú ejecutivo: 19 euros.Jornadas de las setas: 3, 4, 9 y 10 de noviembre.

Capacidad: 84 comensales.

Porche-jardín: Sí.

Horario del restaurante: Fines de semana servicio de comidas y cenas. Entre semana abierto para cenas. Comidas previa reserva.

Cierra: No.

Bodega: 16 referencias.

Wifi: Sí.

Aparcamiento: Sí.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos