Multa de 6.000 euros por difundir una foto de su novia adolescente semidesnuda

La Audiencia condena además a trabajos comunitarios al acusado, también menor, y que coaccionó a su pareja con la amenaza de dejarla

DAVID REMARTÍNEZSantander

Un menor de 16 años le pidió a su novia, de la misma edad, que le mandase una foto "enseñando el pecho" a través de la aplicación Messenger (MSN), o de lo contrario la dejaría. Cuando aquélla transigió, el chico volvió a amenazarla con difundir la imagen por internet y pegarla en las paredes de su instituto si no accedía "a sus pretensiones sexuales". Ella se plantó, pero la instantánea semidesnuda se difundió por algunas redes sociales, como Tuenti, una de las preferidas por los adolescentes.

El caso terminó en el juzgado primero y luego, ante los recursos, en la Audiencia Provincial, que no ha podido confirmar que el acusado fuese quien difundió la foto. Sin embargo, y según consta en una sentencia dictada en abril, y conocida hoy, el menor (o sus padres) deberá indemnizar a la víctima con 6.000 euros. La Audiencia también condena al joven a "tareas socioeducativas y en beneficio de la comunidad", según informa Europa Press.

El fallo considera al acusado "responsable de un delito de coacciones y otro de amenazas condicionales". El juez entiende que la joven "estaba muy enamorada", y que por ello le mandó la foto. Al poco, apareció en la web ImageShack, y posteriormente, en una cuenta de Tuenti, acompañada del texto "esterminémosla para tener un mundo mejor". A raíz de esta divulgación, "una persona no identificada la usó para pedirle, a través de esta red social, mantener relaciones sexuales".

Aunque no está probada su autoría, la Audiencia considera "evidente" que el joven "fue quien tuvo que ponerla en circulación", pues solo él la recibió. Destaca que su entonces novia "sufrió una situación de burla, humillación, rechazo por sus compañeros y aislamiento social", que derivó en "un cuadro de estrés agudo, con importantes secuelas de carácter psiquiátrico, de modo que, por recomendación médica, la familia se trasladó a vivir a otra ciudad fuera de Cantabria".

Por todo lo anterior, el Juzgado de Menores impuso al menor "tareas socioeducativas encaminadas durante nueve meses, y prestaciones en beneficio de la comunidad, de carácter humanitario, y con discapacitados psíquicos, durante 70 horas", ocupaciones ambas que habrá de cumplir. Sin embargo, fue absuelto de los presuntos delitos de pornografía infantil y lesiones, absolución que ratifica ahora la Audiencia.

.