La suspensión de nuevas máquinas tragaperras durará otros cinco años

El Gobierno mantiene el decreto para "racionalizar", "diversificar" la oferta y "controlar su incidencia social"

EFEsa ntander

El Gobierno de Cantabria ha aprobado el decreto por el que se prorroga durante cinco años la suspensión de nuevas autorizaciones de máquinas tragaperras en locales hosteleros. El Gobierno ha explicado que esta medida cuenta con el apoyo del sector y busca "racionalizar" y "diversificar" la oferta, y también "controlar su incidencia social".

En la reunión de ayer, también se aprobaron dos convenios con sendas empresas cántabras para seguir reforzando la inserción laboral entre los estudiantes de formación profesional de Cantabria y otro reglamento para introducir nuevas estadísticas oficiales en el programa anual del Gobierno regional en el ámbito de la salud y servicios sociales y el análisis social.

En total, en su reunión semanal el Ejecutivo ha tramitado diversos expedientes por importe de 8.042.037,33 euros.

En concreto, el Gobierno ha aprobado el decreto por el que prorroga el plazo de validez de la suspensión de concesión de autorizaciones de explotación de máquinas recreativas de tipo B1 o recreativas con premio, destinadas a ser instaladas en bares, cafeterías, restaurantes y análogos.

De esta forma, se prorroga por otros cinco años la suspensión de nuevas autorizaciones de este tipo de máquinas, vigente desde 2006, con el fin de "conciliar el crecimiento excesivo que habían alcanzado este tipo de autorizaciones de explotación de máquinas y frenar las consecuencias negativas"-

El Gobierno entiende que la medida de suspensión adoptada en años anteriores "ha provocado efectos positivos" y cree que la situación económica actual "no anima a introducir cambios en este ámbito". A esto se añade que "el propio sector implicado ha solicitado el mantenimiento de esta medida", según destaca el Ejecutivo.