Un himno demasiado largo

Una cantante interpreta el himno dentro de los actos del aniversario del Parlamento./
Una cantante interpreta el himno dentro de los actos del aniversario del Parlamento.

El Gobierno ha remitido al Parlamento un proyecto de ley para modificar la norma que regula su uso e introducir una versión reducida

ENRIQUE MUNÁRRIZSantander

Mézclese Cantabria, montaña, patria y agítese bien. Con ese cóctel explosivo, el compositor Juan Guerrero Urreisti creó el Himno a la Montaña, una ofrenda musical a la tierra y a sus gentes grabada a fuego en todos sus habitantes desde que en 1983 se convirtiera en la melodía oficial de la región. Más de 25 años después, ya convertido en la canción de la autonomía, tendrá su propia versión abreviada. El Gobierno de Cantabria ha decidido meter la tijera a la composición original para que, por razones protocolarias, armonice en su duración con el Himno Nacional en actos oficiales en los que ambos son interpretados, o bien en aquellos en los que se considere oportuno.

El Ejecutivo autonómico ha remitido al Parlamento un proyecto de ley para modificar la norma que regula su uso e introducir la versión reducida. Estrenado en 1926, convertido en Himno Regional en 1987, la composición de Guerrero Urreisti podrá escucharse pronto en una interpretación de 1.08 minutos frente a los 2.33 actuales. La versión abreviada contará con la interpretación de los periodos 1, 2 y 5 de la canción.

Aprovechando su paso por el quirófano legislativo, también ha planteado un pequeño retoque a la partitura original. Nada que desvirtúe la música. «Se trata de corregir la existencia de una serie de errores», según recoge la norma. Es una simple cuestión de la partitura incluida en la legislación. Para solventarlo, se plantea sustituir el documento actual por la original del Himno a la Montaña del maestro Guerrero Urreisti con los arreglos de López Fernández en la modalidad de orquesta sinfónica, para que ésta sea la versión completa oficial.

Tramite de urgencia

El texto remitido por el Ejecutivo a la Cámara para la modificar la Ley, que data de marzo de 1987, se abordará por el procedimiento de urgencia, según acordó ayer la Mesa del Parlamento. Así, tras publicarse el proyecto de ley en el Boletín Oficial del Parlamento, se ha enviado a la Comisión de Presidencia y Justicia. A partir de ahora, los grupos parlamentarios podrán proponer la celebración de las oportunas comparecencias.

El himno se ha arraigado en «el sentir colectivo» de los cántabros, que lo reconocen como «una de sus señas de identidad». Pero en los más de 25 años de vigencia de la ley, se han puesto de manifiesto la existencia de una serie de «errores» en la norma que conviene que sean corregidos. Además, la proliferación de diversas versiones no oficiales en la ejecución del Himno hacen necesario establecer, según indica el Gobierno regional en el nuevo artículo de la Ley, las directrices de interpretación.