Diego: "PRC y PSOE son dos monociclos, y no sabemos hacia dónde ruedan"

Diego: "PRC y PSOE son dos monociclos, y no sabemos hacia dónde ruedan"

Revilla no logra la mayoría absoluta en la primera votación de investidura

DAVID REMARTÍNEZSantander

Como estaba previsto, el Parlamento cántabro ha rechazado esta mañana la investidura de Miguel Ángel Revilla como presidente del Gobierno en una votación con 17 papeletas a favor (PRC y PSOE), 15 en contra (PP y Ciudadanos) y tres abstenciones (Podemos).

Al no lograrse la mayoría absoluta obligada en la ronda inicial (18 diputados), habrá un a segunda este viernes a las 14.00 horas, donde el candidato del PRC previsiblemente saldrá elegido por mayoría simple, según ese mismo reparto de votos.

El debate de hoy ha sido largo y espeso. Aunque se trataba de su último Pleno como presidente del Gobierno en funciones, a Ignacio Diego le ha tocado hoy defenderse desde la tribuna del Parlamento. Los grupos de PRC y PSOE, y el propio Revilla, habían atacado en sus respectivas intervenciones el legado del PP, que resumen en esta triada: paro, deuda pública y una merma de los servicios sociales.

Diego ha negado la mayor, ha defendido sus recortes y ha recordado que en 2011 encontró unas arcas públicas -a su entender- casi en quiebra. Ha repasado de forma exhaustiva su mandato, con profusión de cifras y tirando de hemeroteca, y ha comparando sus datos positivos con los que atribuye al anterior bipartito. Hoy, "Cantabria lidera el descenso del paro en España", ha zanjado. Y ya entrados en materia, ha cuestionado que esa coalición de gobierno que ahora se repite sea sólida: "PRC y PSOE no forman un tándem, son dos monociclos, pero no sabemos hacia dónde ruedan".

En su turno de réplica, Revilla (como antes el PSOE) le ha solicitado a Diego que, como "gesto de dignidad, no mande a ningún representante" al Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) donde los Ejecutivos autonómicos revisarán sus cuentas y los objetivos anuales (y que más tarde ha pospuesto Montoro). El regionalista quiere evitar acuerdos que luego no comparta y que constriñan su anunciado plan de inversiones.

ver más

Al respecto del tal plan, Diego ha pedido detalles: "Nos gustaría ver más concreción en el programa de gobierno, porque quien no propone metas concretas es porque no quiere comprometerse seriamente con unos resultados y unos plazos", ha señalado con aguijón. En réplica, ha desgranado su propio decálogo para mantener "el crecimiento", boceto que incluye desde un plan de empleo anual con 120 millones, hasta "impulsar con el Ministerio de Fomento la inversión de 300 millones para situar en menos de tres horas el tren Santander-Madrid", más media docena de variantes ferroviarias.

Tampoco se cree Diego el "supuesto giro social" del bipartito, entre otras cuestiones porque "nunca en Cantabria se han destinado, ni en términos absolutos ni porcentuales, más dinero a los servicios públicos, sanidad, educación y servicios sociales y empleo que en 2015". Rotundo, una vez más.

Por último dardo, el líder del PP ha lamentado que el PRC haya elegido "desde el primer momento al socio más a la izquierda, el Syriza español", para afianzar su investidura, en alusión a Podemos.

Más réplicas de Revilla

En su turno de réplicas, Revilla se ha mostrado más distendido que ayer. "Preguntad a Pablo Iglesias cómo se ha empapado mis libros", les ha espetado a los tres diputados de Podemos. No en vano, la diputada Verónica Ordóñez le había soltado antes que "se nota que usted ha leído e interiorizado bien nuestro programa, y eso es un claro síntoma de que estamos haciendo estupendamente buen nuestro trabajo".

A Rubén Gómez, de Ciudadanos, el regionalista le ha ofrecido su teléfono móvil para que le haga llegar "los indicios de cualquier chanchullo, porque "en honestidad no hay nadie que me pueda dar una lección a mí". Ayer, Revilla dijo que atendería a cualquier ciudadano con pruebas palmarias razonables de corrupción en cualquier rama de la Administración cántabra. Y con este mismo asunto ha golpeado al PP: "El corrupto de libro, fue senador por Cantabria durante ocho añitos". Es decir, Bárcenas. Para remachar el ataque, Revilla ha sostenido que "me faltaron tres días de campaña electoral" para superar en número de votos al PP. Con el resultado de Diego, él se hubiera "marchado a Polaciones", su pueblo natal.

 

Fotos

Vídeos