Diez colegios de cuatro municipios abrirán sus comedores durante el verano

Diez colegios de cuatro municipios abrirán sus comedores durante el verano

Castro Urdiales se suma a Santander, Torrelavega y El Astillero en el desarrollo de este proyecto, que busca facilitar la conciliación y atender a las familias en situación de emergencia social también en julio y agosto

JOSÉ MARÍA GUTIÉRREZSantander

Diez colegios de cuatro municipios abrirán sus instalaciones durante julio y agosto para ofrecer actividades lúdicas y los servicios del comedor escolar con el doble objetivo de facilitar la conciliación de la vida familiar y laboral y atender las necesidades de las familias incluidas en el Plan de Emergencia Social del Gobierno de Cantabria.

Este proyecto de la Consejería de Educación, que se ofrece de forma voluntaria a las familias, se puso en marcha en las vacaciones de Navidad con siete colegios, en Semana Santa se amplió a ocho y ahora, en verano, aumenta tanto el número de centros como el de municipios, ya que Castro Urdiales se suma a Santander, Torrelavega y El Astillero donde ya se habían desarrollado las precedentes experiencias.

Los centros seleccionados para la prestación de este servicio en Santander son el Antonio Mendoza, el Elena Quiroga, el María Blanchard y el María Sanz de Sautuola, mientras que el resto de centros educativos de la capital estarán adscritos a estos efectos en alguno de los anteriores. Por su parte, en Torrelavega abrirán sus puertas el Menéndez Pelayo, el José María Pereda y el Menéndez Pidal; en Castro Urdiales, dos colegios, el San Martín de Campijo y el Riomar; mientras que en El Astillero las actividades se repartirán entre la ludoteca, donde se ofrecerá el servicio de comedor, y El Almacén de las Artes, donde se desarrollarán las actividades de ocio.

Los destinatarios de este plan, que el Gobierno organiza en colaboración con la concejalías de Educación, Cultura y Deporte y de Asuntos Sociales de varios municipios, son los alumnos de segundo ciclo de Educación Infantil y los de Educación Primaria, es decir, niños y niñas de entre 3 y 12 años.

Las actividades estivales se ponen en marcha hoy, 1 de julio, y se desarrollarán hasta el 31 de agosto, articulándose en periodos de tiempo de quince días. La apertura de los centros se realizará en una franja horaria de seis horas, de forma flexible entre las 08.00 y las 14.00 horas, en las que los niños realizarán una serie de actividades de carácter lúdico acompañados de monitores de tiempo libre y la comida propiamente dicha.

Actividades lúdicas y comida

Este Plan de apertura de centros educativos y comedores escolares en periodo vacacional ofrece dos servicios diferenciados a las familias: en primer lugar, será completamente gratuito -tanto el ocio como la comida- para los alumnos que tienen beca de comedor con una cuantía del 75% sobre el importe total. Además, excepcionalmente, y a juicio del equipo directivo de los centros, será también gratis para aquellos otros alumnos que pudieran necesitarlo aún sin tener beca de comedor. Se trata, en definitiva, de que todos los niños que estén en situación de riesgo social y/o nutricional puedan acudir a un centro educativo que desarrolle esta actividad en el periodo vacacional más largo del curso.

En segundo lugar, se ofrece un servicio de actividades lúdicas y de conciliación para el resto de alumnos que podrán participar en él en el mismo horario, con la posibilidad de acogerse o no al servicio de comedor. En este caso, al no contar con beca, los interesados tendrán que abonar una cantidad a los representantes de la empresa de tiempo libre y a los del comedor, si es que ha elegido ambas opciones, o solo a los primeros. Los precios son variables en función de los lugares y los servicios que se contraten, con un máximo de 96 euros por persona y mes.

Más de 400 becas

La Consejería de Educación destina una partida de 50.000 euros para posibilitar este proyecto, que podría ser revisada al alza en caso de que fuera necesario. En El Astillero, Castro y Torrelavega cuenta además con la colaboración económica de sus respectivos ayuntamientos.

Más de 400 niños disfrutarán a lo largo del verano de las becas para acceder gratuitamente a los servicios, entre las 202 concedidas en Santander y las 220 en el resto de municipios. Un número que aumentará ya que, en algunos casos, no están cerrados los listados y la administración sigue tramitando peticiones. En la capital cántabra, además de los 202 alumnos que disfrutarán de beca de comedor, se han apuntado a las actividades lúdicas otros 149 niños.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos