El PP acusa a Zuloaga de «ir de cabeza a pillar un cargo a la primera oportunidad que ha tenido»

Imagen de archivo de Pablo Zuloaga./María
Imagen de archivo de Pablo Zuloaga. / María

El portavoz popular Íñigo Fernández critica el nombramiento como delegado del Gobierno del líder del PSOE cántabro, y dice que esto supone un «uso partidista de las instituciones del Estado» | Revilla confía en que Zuloaga «tenga otro talante» y sea «más reivindicativo» que el anterior

DM .
DM .Santander

El portavoz del PP de Cantabria, Íñigo Fernández, cree que el nombramiento del secretario general del PSOE de Cantabria y candidato socialista a la Presidencia de la comunidad autónoma, Pablo Zuloaga, como delegado del Gobierno supone un «uso partidista» de las instituciones del Estado para ponerlas «al servicio de la campaña electoral» del hasta ahora alcalde de Santa Cruz de Bezana.

«Como no tenía imagen, como no tenían candidato, tenían que hacer algo para relanzarle», ha afirmado Fernández, que ha sido el encargado de dar a conocer la valoración del PP de este nombramiento, hecho público este lunes.

Para el PP, el nombramiento del líder de los socialistas cántabros como sustituto de Samuel Ruiz (PP) al frente de la Delegación del Gobierno en Cantabria «dice poco» a favor del propio Zuloaga y del presidente del Gobierno de España y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez.

Y es que, a juicio de Fernández, con el nombramiento, Zuloaga ha demostrado que «a la primera oportunidad que ha tenido de pillar un cargo, la ha aprovechado y ha ido de cabeza», para lo que «ha abandonado y dejado apartado sus compromisos» con los vecinos de Bezana, ya que tendrá que dejar su cargo de alcalde, y con las bases socialistas que le han elegido candidato del partido a la Presidencia de Cantabria.

Y en cuanto a Sánchez, a juicio de los populares, el elegir al líder de un partido a nivel autonómico y candidato a la Presidencia de una comunidad para ocupar este cargo -algo que «jamás» ningún Gobierno de España había hecho en 40 años de Democracia- se «demuestra» que ha llega al Gobierno de España no para gobernar sino para preparar una campaña electoral suya, de sus ministros y de sus candidatos autonómicos.

Exigencias de Revilla

El presidente regional, Miguel Angel Revilla, por su parte, espera que el nuevo delegado del Gobierno, Pablo Zuloaga, «tenga otro talante», sea «más reivindicativo» que el anterior y tenga «personalidad para exigir y sumarse a las reivindicaciones del Gobierno de Cantabria.

«Espero que rememos en la misma dirección y que apoye todo lo que el Gobierno de Cantabria tiene planteado en Madrid como más urgente», ha destacado Revilla, quien ha citado «por orden de importancia» el tren de altas prestaciones.

Preguntado sobre el nombramiento en sí y el hecho de que Zuloaga sea también el candidato del PSOE a la Presidencia de Cantabria, Revilla ha respondido que cuando un partido llega al poder «es normal y habitual que ponga a los suyos». «No va a poner a los rivales, eso es ley de vida, le podrán para visibilizar su imagen de cara a las próximas elecciones», ha añadido.

En su opinión, «lo importante es que esté en la misma línea de reivindicar cosas para Cantabria y que luego no se convierta en un delegado del Gobierno que hace de tapón o disculpe o justifique la inanición de un gobierno de España».

Samuel Ruiz «era como un jefe de oficina de la Coca Cola»

«No lo espero, y si lo hace le criticaremos», ha dicho Revilla, quien ha señalado que el anterior delegado del Gobierno -Samuel Ruiz (PP)-, «desde luego no hizo nada». «Era como un jefe de oficina de la Coca Cola o de cualquier empresa, todo lo que hacía el Gobierno estaba bien aunque no hiciera nada«, ha espetado.

Revilla ha añadido que el delegado de Gobierno del PP «no pedía nada». «Yo no le vi nunca reivindicar nada, era como una cosa que estaba ahí en plan secretario», ha afirmado.

Zuloaga quiere poner en valor una institución que estaba apartada de realidad

El secretario general del PSOE de Cantabria, Pablo Zuloaga, ha afirmado este martes que su intención, una vez que sea nombrado delegado del Gobierno, es «poner en valor» una institución que, en su opinión, ahora estaba «apartada de la realidad política».

Pablo Zuloaga, en una entrevista en la cadena SER en Cantabria, ha explicado que, a partir de que el próximo Consejo de Ministros le nombre como nuevo delegado del Gobierno, sustituyendo en el cargo a Samuel Ruiz (PP), tendrá el «reto de defender los intereses de todos los cántabros».

La Delegación del Gobierno, según ha opinado es un «espacio donde hacer política y donde trasladar las reivindicaciones de los ciudadanos ante el Gobierno central».

«Hay que entrar a la Delegación de Gobierno, abrir puertas y ventanas y ponernos a trabajar pensando en el futuro de Cantabria», ha destacado Zuloaga, quien considera que, a partir de ahora, se debe poner «en la agenda política de Cantabria todos los debates de fondo que tenemos tras años de gobierno del PP».

Además de apostar por «trabajar como mucha eficacia» desde su nuevo cometido, Zuloaga destaca que mantendrá una «colaboración estrecha» con el Gobierno de Cantabria para hacer frente a los problemas de la comunidad.

El presidente ha recordado que trasladará las reivindicaciones pendientes de Cantabria a Pedro Sánchez«dentro de unos días cuando me llame, como a todos los presidentes, a la Moncloa«, y ha vuelto a citar entre ellas el tren de altas prestaciones, el pago de la deuda de Valdecilla y la recuperación del convenio de Comillas.

«Hay que acabar ese tren como sea; no sé como lo ha dejado este hombre (-el exministro de Fomento, Iñigo de la Serna-); no sé como estarán los proyectos, porque anuncios ha hecho muchos pero se nos va después de un año y medio sin haber licitado ni un metro del tren de altas prestaciones«, ha comentado Revilla.

El presidente ha añadido que el nuevo ministro de Fomento «lo tiene que volver a retomar rápidamente y que veamos ya este año algún tipo de adjudicación».

Sobre el pago de las obras de Valdecilla, ha recalcado que el Pedro Sánchez tiene que asumir también el compromiso de Rajoy, que «se va como moroso». «Las cosas que promete un presidente o un Gobierno las hereda el siguiente, si es un gobierno serio, entonces esperemos que pague lo que se debe de Valdecilla», ha añadido.

Por otro lado, ha dicho que van a intentar recuperar el proyecto de Comillas, del que el PP «se alejó y dejó de pagar» el compromiso que había firmado el ministro de Educación en aquel momento, Angel Gabilondo, con la vicepresidenta, Dolores Gorostiaga.

Apoyo de sus compañeros de partido

Entre los socialistas cántabros ya ha habido reacciones de satisfacción por este nombramiento de Pedro Sánchez. El consejero de Economía, Hacienda y Empleo, Juan José Sota , la considera «una noticia muy positiva» y añade que Zuloaga será «un excelente interlocutor» con el Gobierno de España «para conseguir mejoras para nuestra comunidad».

Para el alcalde de Torrelavega, José Manuel Cruz Viadero, el nombramiento es «acertado» y prnostica que Zuloaga «va a saber defender los intereses de Cantabria» desde ese cargo. El regidor ha destacado de Zuloaga que es «una persona con formación y muy trabajadora» y que desde su puesto de delegado del Gobierno «va a demostrar que reúne todas las condiciones para ser el próximo presidente de Cantabria».

Ciudadanos: Intereses electoralistas

El portavoz autonómico de Ciudadanos (Cs), Félix Álvarez, ha calificado el nombramiento de Pablo Zuloaga al frente de la Delegación del Gobierno en Cantabria como «un episodio más dentro de la operación de marketing iniciada por el PSOE, en la que priman más los intereses electoralistas que las necesidades de los cántabros».

«Parece ser que el señor Zuloaga está siguiendo la estrategia que ha iniciado Pedro Sánchez: utilizar las instituciones públicas para su provecho personal. De padre gatos, hijos michines», ha afirmado Alvarez en un comunicado.

En su opinión, el secretario general del PSOE en Cantabria, candidato a la Presidencia y alcalde de Santa Cruz de Bezana «está utilizando el tercer cargo institucional más importante de Cantabria para promocionarse a sí mismo», algo que provoca «sonrojo» y «dice mucho de las artimañas de la vieja política», que «no mira por el interés general, sino que se mueve por intereses partidistas», ha dicho.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos