El director de Alto Campoo pide a Cantur una reforma integral de los remontes

Imagen de una de las telesillas de Alto Campoo/Sane
Imagen de una de las telesillas de Alto Campoo / Sane

Joan Antón Font dice que es necesario llevar a cabo actuaciones «costosas» debido a la antigüedad de algunos telesillas y a las «extremas condiciones» meteorológicas que soportan

Daniel Martínez
DANIEL MARTÍNEZSantander

La dirección de Alto Campoo ha enviado a la empresa pública Cantur, de la que depende la estación de invernal, un informe en el que recomienda una reforma integral de los remontes de las instalaciones. En el escrito, remitido hace un mes y firmado tanto por el director, Joan Antón Font, como por su técnico superior del área técnica, Roberto Cayón, se pone de manifiesto la necesidad de llevar a cabo «actuaciones de mantenimiento y reparación costosas y complejas» debido a la antigüedad de algunos de los telesillas y telesquís que utilizan los usuarios y a las «extremas condiciones climáticas» que soportan estas infraestructuras durante su vida útil, propias de su ubicación en esta zona de alta montaña.

Font y Cayón han llegado a esta conclusión después de la realización el pasado año de un estudio diagnóstico sobre el funcionamiento de los remontes. En él se puso de manifiesto la necesidad de realizar distintas intervenciones con el objetivo de proceder a su «puesta a punto, mejora y optimización», especialmente en los transportes de mayor capacidad, los telesillas. Además, este trabajo puso sobre la mesa la oportunidad de elaborar un plan de intervenciones a corto y medio plazo en este mismo sentido.

Desde Cantur, organismo dependiente de la Consejería de Industria y Turismo que dirige Francisco Martín, no confirman que hayan recibido este documento y tampoco aclaran si en próximas fechas se atenderán las demandas de la dirección de Alto Campoo.

El informe solicita que una empresa externa realice un plan de obras previo Plazos

La dirección de Alto Campoo pide que el trabajo se haga antes de la próxima campaña

A juicio de los responsables de la estación invernal, estas inversiones se traducirían en una «mejor calidad del servicio que se presta al viajero y una optimización del rendimiento» de las máquinas. Según explican los propios usuarios, los telesillas más antiguos son los de El Cuchillón (de dos plazas) y El Chivo (de tres plazas), que además de estar obsoletos son lentos y no tienen capacidad suficiente para dar respuesta a la demanda de esquiadores. En cambio, otros como el de Tres Mares y el de la zona más cercana a Calgosa se encuentran en unas condiciones mucho más aceptables.

Font, que se hizo cargo de la estación el pasado mes de noviembre después de que José Antonio Carnicer -la persona que ganó el concurso de méritos del Gobierno de Cantabria- renunciara al puesto de director de la instalación, afirma que las obras recomendadas requieren «una planificación rigurosa y detallada». A su entender, Cantur no dispone de medios suficientes para dirigir este trabajo dado «el volumen de las actuaciones a acometer, la complejidad de los equipos e instalaciones a verificar y la escasa venta de tiempo disponible». Porque en Alto Campoo consideran que es condición indispensable que todo se haga antes de que comience la próxima campaña invernal.

Todo ello conduce a la solución propuesta por Font y su técnico superior del área técnica: «Contratar los servicios de consultoría, asesoramiento, programación y dirección técnica de las intervenciones de mantenimiento» a una empresa externa cualificada y especializada en este tipo de asuntos. El informe apunta que el contrato -que no el coste de las ejecuciones- tendría un precio aproximado de 59.000 euros.

El día 1 se cierra la temporada

Entre tanto, la estación de esquí de Alto Campoo sigue abierta hasta el próximo martes, 1 de mayo, cuando se pondrá fin a una de sus campañas más largas, en la que ha superado las 140 jornadas y los 120.000 usuarios.

Las temperaturas poco habituales registradas durante el último mes han permitido ampliar la temporada habitual de esquí, que comenzó el 3 de diciembre. Desde entonces, la estación ha permanecido abierta casi de manera ininterrumpida. Durante este puente el horario de apertura será de 8.30 a 14.00 horas -si el tiempo lo permite- y las tarifas del forfait serán primavera, 16 euros para adultos y doce para niños.

 

Fotos

Vídeos