MARE elegirá un municipio para poner en marcha su proyecto piloto de reducción de biorresiduos

La campaña busca luchar entre otros aspectos contra el despilfarro de alimentos./DM
La campaña busca luchar entre otros aspectos contra el despilfarro de alimentos. / DM

La iniciativa contará con un presupuesto de 80.000 euros y comprenderá varias líneas de actuación

DM .
DM .Santander

La empresa MARE elegirá un municipio cántabro para poner en marcha un proyecto piloto de reducción de biorresiduos, según ha anunciado hoy en su director, Felipe Lavín, en la primera de las dos jornadas sobre aprovechamiento de los biorresiduos que se están celebrando en la sede de los Cursos de Verano de la Universidad de Cantabria (UC) en Suances.

Lavín ha avanzado una campaña, dotada con un presupuesto de 80.000 euros, que tendrá varias líneas de actuación. Así, por un lado ya se han puesto en marcha acciones de fomento del compostaje doméstico comunitario, con proyectos en más de 40 ayuntamientos.

Posteriormente, «en un mes o mes y medio», una vez tomen posesión de sus cargos los nuevos responsables políticos del Gobierno de Cantabria en los departamentos implicados, se comenzará a trabajar en la campaña, en la que colaboran 76 ayuntamientos, con el objetivo de reducir los biorresiduos con actuaciones en restaurantes, mercados, hogares y colegios.

Además, y también dentro de esta misma campaña, se elegirá un municipio cántabro donde, de forma experimental, se analicen los resultados y la efectividad de dichas acciones. Un municipio aún por definir, si bien «en un primer momento se barajó Santoña», ha dicho Lavín, que generará los indicadores de cómo funciona el proyecto.

En el ámbito de las acciones contra el despilfarro alimentario en el sector de la hostelería, la técnico de MARE, Delia Humada, ha detallado en su intervención que tanto el diseño de la campaña, como el cronograma y el calendario «ya están preparados», estimándose llegar a los 370 negocios de hostelería que existen en los 76 municipios adscritos, con la colaboración de la Asociación de Hostelería de Cantabria.

«Nuestra intención es visitarlos todos, concienciar a los propietarios contra del despilfarro alimentario y facilitar recursos como salvamanteles con mensajes y tuppers y bolsas de papel para que los clientes se puedan llevar a casa los alimentos sobrantes que no hayan consumido, evitando así que terminen en el cubo de la basura», ha explicado.

Por su parte, Marta Torre, de la Dirección General de Política Social, ha detallado la Estrategia contra el Despilfarro Alimentario diseñado desde el Gobierno de Cantabria y la Universidad de Cantabria (a través del grupo de investigación de gestión económica para el desarrollo sostenible del sector primario), para el periodo 2019-2022.

Una estrategia que busca actuar contra aquellos alimentos que se desperdician, para hacer un buen uso y reducir el despilfarro como mandan las normas europeas. Y es que, a su juicio, «nos estamos cargando el sistema con los recursos finitos que hay, con la metodología de sembrar, consumir y tirar», ha dicho. «Se trata de generar una economía circular, con menos residuos, mayor aprovechamiento de los alimentos y mayor aprovechamiento de los residuos».

La estrategia 2019-2022 contra el despilfarro incluye siete líneas de acción y 52 iniciativas, que implica de forma transversal a toda la administración, con acciones centradas en sensibilización y formación, principalmente.

También incluye acuerdos con organizaciones sociales para aquellos alimentos que no estén para la venta pero sí se pueden consumir, para llevarlos a bancos sociales. «Donde más se despilfarra en los hogares, y por eso es importante es concienciar a las familias, hacer unas compras responsables, un consumo responsable, aprender a ajustar dietas, a congelar, a reaprovechar», ha señalado.

La jornada 'Soluciones para el aprovechamiento de los biorresiduos' que se está celebrando en Suances continuará mañana viernes con la presentación de diversos proyectos en el ámbito del compostaje doméstico y comunitario en marcha en Cantabria.