El ministro Pedro Duque clausura los cursos de verano de la UIMP, que este año han congregado a 4.900 alumnos en Santander

El ministro Pedro Duque clausura los cursos de verano de la UIMP, que este año han congregado a 4.900 alumnos en Santander
María Gil Lastra

Anuncia el «próximo diseño de la estrategia nacional sobre la inteligencia artificial», en un acto en el que las autoridades académicas han avanzado que en la programación de las futuras ediciones «primará la calidad sobre la cantidad»

DM .
DM .Santander

La Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander ha celebrado hoy en presencia del ministro de Ciencia, Innovación y Universidades en funciones, Pedro Duque, el acto la clausura de sus Cursos de Verano de 2019, que han alcanzado los 4.900 alumnos matriculados, 400 más que el año pasado.

El secretario general de la UIMP, Pablo Acosta, ha hecho balance de la actividad del verano de 2019 y ha destacado que, desde el 17 de junio, un total de 4.900 alumnos han asistido a alguna de las 134 actividades académicas que han formado parte de la programación de este verano en Santander. Además, ha avanzado que, de cara al futuro, primará «la calidad» sobre «la cantidad». «Se ha iniciado un proceso de evaluación académica objetiva de las propuestas recibidas que se consolidará en futuras ediciones», ha subrayado.

Asimismo, alrededor de 1.800 profesores han formado parte de estos encuentros, lo que supone una media de 15 profesores por curso y 36 estudiantes por actividad. «Son cifras que ponen de relieve la calidad de nuestra oferta», ha sostenido Pablo Acosta quien, además, ha detallado que, de los 4.900 estudiantes, 615 han sido becados por la UIMP.

Durante el acto de clausura, el ministro Pedro Duque se ha referido a los «efectos» de las nuevas tecnologías y ha anunciado que «en los próximos meses» se hará público «el diseño de la estrategia nacional sobre la inteligencia artificial». Por otro lado, ha remarcado que los Cursos de Verano de la UIMP «reúnen a multitud de estudiantes universitarios, muchos de ellos atraídos por el descubrimiento de un ámbito del conocimiento que les apasione sobre lo que quieren profundizar o volcar su talento». Además, ha puesto de manifiesto cómo un curso o una «simple» ponencia «es capaz de llenar las expectativas de un joven y ocupar un importante lugar en su trayectoria».

Otras actividades de la UIMP

En el acto, Pablo Acosta ha destacado el programa Aula de Verano `Ortega y Gasset´, por el que, un año más, 100 estudiantes de Bachillerato de toda España con expedientes extraordinarios «han podido tener un primer contacto privilegiado con el mundo universitario. Sin duda, han vivido con nosotros una experiencia que no olvidarán nunca», ha valorado el secretario.

Por otro lado, 1.283 estudiantes se han inscrito en los Cursos de Idiomas del Campus de Las Llamas, 103 becados; y se han desarrollado 61 sesiones culturales, como los Martes Literarios, las Conferencias En Contexto o Las Noches de Teatro, a las que han asistido 17.600 personas.

En cuanto a los actos institucionales que se han llevado a cabo este verano de 2019 en el Palacio de La Magdalena, Pablo Acosta ha recordado la Medalla de Honor concedida a la Fundación Ana Bella, el Doctorado Honoris Causa otorgado a Muhammad Yunus, el XII Premio La Barraca de Alberto Conejero, así como el XI Premio UIMP a la Cinematografía otorgado a Francisco Delgado, entre otros galardones.

«Las actividades a las que he hecho breve referencia se corresponden con la misión de la UIMP como centro estatal de difusión de la ciencia y de formación especializada, un foro de cultura, como vivero de redes y como actor indispensable de la vida universitaria española. Y todo ello, con una innegable proyección de futuro», ha concluido el secretario.

Por su parte, la rectora de la UIMP, María Luz Morán Calvo-Sotelo, ha destacado que «el informe muestra que, en buena parte, hemos cumplido con nuestros objetivos». «Nuestras actividades culturales, los cursos de español y los cursos breves han atraído a un alto número de participantes y los resultados son muy positivos, aunque es evidente que tenemos mucho margen de mejora», ha considerado.

Lección de clausura

El profesor Daniel Inneraty ha sido el encargado de impartir la lección de clausura titulada Humanizar el ecosistema de la inteligencia artificial. El filósofo ha reflexionado sobre «qué le pasa a la política cuando cambia radicalmente la tecnología». A su juicio, la tecnología «no es ni buena ni mala, altera», además, existe una «revuelta popular contra la tecnología» y «el modo en el que decidamos la gobernanza de la tecnología va a ser decisivo», ha apuntado.

Asimismo, ha expuesto una serie de «problemas» acerca de cómo nos condiciona la tecnología, el factor humano, la decisión como voluntad de transformación y la democracia, que se enfrenta a «desafíos» como sucede con las «incompatibilidades entre la automatización y la libre decisión».