El Racing vuelve a la carga