Las sedes del PP y PSOE de Santander amanecen con pintadas tras la noche de Halloween

Las sedes del PP y PSOE de Santander amanecen con pintadas tras la noche de Halloween

Populares y socialistas de la capital han denunciado a la Policía las pintadas encontradas en las puertas de acceso a sus espacios. En Torrelavega, los vándalos utilizaron huevos contra la puerta de los populares y en Camargo ha sido un monumento antifascista el que ha sufrido el ataque

Rafa Torre Poo
RAFA TORRE POOSantander

Las sedes del Partido Popular en Santander y Torrelavega amanecieron hoy con pintadas e impactos de huevos, respectivamente, tras la noche de Halloween. Al ser festivo, los trabajadores no se percataron de los actos vandálicos hasta esta mañana. «Son comportamientos intolerables que no se pueden consentir», aseveró María José González Revuelta, secretaria autonómica de la formación, nada más tener conocimiento de los hechos.

El PP denunció lo sucedido ante la Policía Nacional, que se personó en la sede que el partido liderado por María José Sáenz de Buruaga tiene en la calle Joaquín Costa de la capital cántabra. «Las cámaras han grabado a cinco hombres, que además no iban encapuchados», explicó González Revuelta. Además, cree que los grafitis «tienen significación política, ya que han dibujado la 'a' de anarquía». Por su parte, la sede torrelaveguense, ubicada en la calle Pepín del Río Gatoo 2, sufrió el impacto de numerosos huevos contra la cristalera de la entrada.

La secretaria autonómica advirtió de que «seguimos trabajando, pese a quien pese, por Cantabria y por todos los cántabros». También se manifestó públicamente la presidenta autonómica, María José Sáenz de Buruaga, que compartió en Twitter imágenes de cómo se han encontrado las sedes y coincidió en que estos hechos son «intolerables».

El de los populares no fue el único caso de valdalismo sufrido en Halloween. Los socialistas cántabros se percataron también a lo largo de este viernes de que su sede de la calle Bonifaz había sufrido pintadas similares. Confirmaron que denunciarán los hechos a la Policía y que disponen de cámaras, una de ellas que enfoca directamente a la puerta, que serán revisadas.

Camargo

El ataque se cebó con la memoria en Camargo. La alcaldesa, Esther Bolado, expresó también su repulsa por la agresión al monumento erigido en el año 2001 por la Asociación Archivo, Guerra y Exilio en recuerdo y homenaje a las víctimas del nazifascismo. Una obra ubicada en el parque de la Ría del Carmen, en el que aparecieron varias pintadas.

El departamento de Servicios Municipales del Ayuntamiento de Camargo procedió a la eliminación inmediata de las pintadas, que han sido escritas con spray en los monolitos junto a las placas en las que están inscritos los nombres de los cántabros exterminados en Mauthausen o las mujeres cántabras que fueron asesinadas como consecuencia de la represión franquista, y que recogían expresiones como 'Asesinos' o 'El Valle no se toca'.

La regidora tachó de «absolutamente deplorable que en pleno siglo XXI se produzcan este tipo de ataques cargados de odio contra la memoria de las víctimas del nazismo y del fascismo, por parte de sectores de nuestra sociedad nostálgicos de oscuras y terribles épocas pasadas». Bolado recordó además que 55 cántabros fueron asesinados en ese campo de concentración de Mauthausen.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos