Este contenido es exclusivo para suscriptores

Vive informado todo el año y que nadie te lo cuente. Tu suscripción anual por solo 49,95€

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app solo para suscriptoresCartas de autor en tu emailOfertas y eventos exclusivos

El 'tardeo' le come fuelle a la noche

Ocio de día. El buen tiempo animó ayer las terrazas, como se aprecia en esta calle del centro de Santander./R. Ruiz
Ocio de día. El buen tiempo animó ayer las terrazas, como se aprecia en esta calle del centro de Santander. / R. Ruiz

Las discotecas y las salas han sufrido una caída de clientes del 40% en diez años debido a «un ocio cada vez más diurno», una fuga que atañe a 275 empresas y 2.200 trabajadores en la región

Javier Gangoiti
JAVIER GANGOITISantander

. Son las nueve y media de la noche y decenas de personas ocupan las calles principales y los bares de la ciudad. Es Santander, Torrelavega o Castro Urdiales. Dos horas más tarde, las discotecas empiezan a subir la persiana para recoger el testigo de la juerga y la diversión, pero encuentran un panorama muy distinto. Muchos de los que tomaban copas y disfrutaban del ocio ya se han ido. Están en casa y volverán, pero por la tarde. Los dueños de estos locales asisten a una visión del ocio «cada vez más diurna» entre su público potencial. «Un cambio cultural», como define el presidente de la Asociación Provincial de Empresarios de Salas de Fiesta, Baile y Discotecas de Cantabria, Tomás Sánchez, que en una década ha provocado la fuga progresiva de «un 40% aproximado del público» y que obliga a los empresarios del sector a «reorganizar las formas de trabajo y adecuarse a este nuevo contexto, lo que la sociedad nos demanda».