Queen: 'The show must go on' / 'Who wants to live forever?'

Queen: 'The show must go on' / 'Who wants to live forever?'

Anje Ribera
ANJE RIBERA

Hoy toca hablar del epitafio de un inmortal, el de Freddie Mercury. ‘The show must go on (El espectáculo debe continuar)' fue escrita por el guitarrista Brian May en 1991, cuando Mercury comenzaba a tener muestras de que la enfermedad del sida que padecía le llevaría a la tumba. El genial cantante afrontaba sus últimos días y Queen le quiso realizar un homenaje aún en vida, un homenaje en el que participara el propio Mercury y su mejor virtud, su voz.

La letra habla de un inminente final, que, sin embargo, no puede detener el espectáculo. Era, en el fondo, un mensaje para preparar a los seguidores del grupo para lo que inevitablemente iba a ocurrir a pesar de que la fuerza con la que interpretó Mercury la canción -llegando a sus más altos registros- podría hacer pensar los contrario. Una impactante manera de demostrar de dónde sacaba sus fuerzas, de su música. Trágica, poderosa, apasionada…

Una de las más emotivas y poderosas obras de Queen salió al mercado seis semanas antes de su muerte de Freddie. El mensaje se reforzó al incluir en el lado B del sencillo ‘Keep yourself alive (Mantente vivo)’, el primer sencillo de Queen, que ya vio la luz en 1973, pero que se recuperó para subrayar la idea. Se ofreció así al público la primera y la última producción de Mercury. Una despedida contundente y sincera, haciendo ver que el líder carismático estaba preparado para morir. Su testamento musical fue ‘The show must go on’.

El espectáculo debe continuar

Espacios vacíos – ¿Para qué estamos viviendo?

Sitios abandonados – Espero que nos sepamos la partitura

Una y otra vez,

¿sabe alguien qué estamos buscando?

Otro héroe, otro crimen inútil

Tras la cortina, en la pantomima

Mantén la línea.

¿Alguien quiere aguantar más?

El espectáculo debe continuar,

El espectáculo debe continuar

Por dentro mi corazón se está rompiendo,

mi maquillaje puede estarse desconchando

pero mi sonrisa aún sigue encendida

Cada cosa que ocurre, lo dejo todo en manos del azar

Otro dolor en el corazón, otro romance fallido

Una y otra vez,

¿sabe alguien para qué estamos viviendo?

Espero estar aprendiendo,

debo permanecer caliente ahora

Pronto volveré y doblaré la esquina

Fuera el alba está rompiendo,

pero dentro en la oscuridad sufro por ser libre

Mi alma está pintada como las alas de una mariposa

Los cuentos de hadas del pasado crecerán pero nunca morirán

¡Puedo volar, amigos míos!

El espectáculo debe continuar,

El espectáculo debe continuar

Lo afrontaré con una sonrisa

Nunca cederé

con el espectáculo

Cubriré la cuenta,

me excederé,

tengo que encontrar la voluntad para continuar

continuar con el

continuar con el espectáculo…

El espectáculo debe continuar

Espacios vacíos - ¿Para qué estamos viviendo?

Lugares abandonados - Supongo que tenemos la cuenta

Sin parar, ¿Alguien sabe lo que buscamos?

Otro héroe, otro crimen tonto

Detrás de la cortina, en la pantomima

Quédate en la línea, ¿Alguien quiere tomarlo ya?

El espectáculo debe continuar

El espectáculo debe continuar

Por dentro mi corazón se está rompiendo

Mi maquillaje puede estar descascarándose

Pero mi sonrisa aún está

Cualquier cosa que pase, lo dejaré todo a la suerte

Otro dolor de corazón, otro romance fallido

Sin parar, ¿Sabe alguien para que estamos viviendo?

Supongo que estoy aprendiendo, ahora debo estar mas caluroso

Pronto estaré volviendo, alrededor de la esquina ahora

Afuera está amaneciendo

Pero por dentro, en la oscuridad, estoy doliendo por ser libre

El espectáculo debe continuar

El espectáculo debe continuar

Por dentro mi corazón se está rompiendo

Mi maquillaje puede estar descascarándose

Pero mi sonrisa aún está

Mi alma está pintada como las alas de mariposa

Los cuentos de hadas de ayer crecerán pero nunca mueren

Puedo volar - mis amigos

El espectáculo debe continuar

El espectáculo debe continuar

Lo enfrentaré con una sonrisa

Nunca estoy cediendo

Con el espectáculo

Cubriré la cuenta, me excederé

Tengo que encontrar las ganas para continuar

Con el espectáculo

El espectáculo debe continuar

Freddie Mercury ya se preguntó muchos años antes ¿quién quiere ser inmortal?. En la década de los 80 incorporó a la banda sonora de la película ‘Los inmortales’ del australiano Russel Mulcahy la canción ‘Who wants to live forever?’. El filme narraba historias de seres humanos destinados a vivir eternamente y contenía una balada que ha sido considerada como de las mejores de todos los tiempos.

Fuimos bastantes los que derramamos alguna lágrima en la escena en la que el protagonista tenía que soportar como su amada, víctima del paso de los años, fallecía mientras él estaba condenado a una juventud eterna.

‘Who wants to live forever?’, al igual que ‘The show must go on' fue escrita por Brian May, que canta la primera estrofa de la canción del LP ‘A kind of magic’ (1986) para luego ceder protagonismo a la garganta inigualable de Freddie Mercury. En la banda sonora, es Freddie quien hace la voz principal.

No hay tiempo para nosotros

No hay lugar para nosotros

Qué es esta cosa que crea nuestros sueños que a pesar de todo se nos escapan

Quién quiere vivir para siempre

Quién quiere vivir para siempre

No hay oportunidad para nosotros

Está todo decidido para nosotros

Este mundo tiene sólo un buen momento desechado para nosotros

Quién quiere vivir para siempre

Quién quiere vivir para siempre

Quién se atrevería a amar para siempre

Cuando el amor debe morir

Mas toca mis lágrimas con tus labios

Toca mi mundo con tus dedos

Y podemos tener para siempre

Y podemos amar para siempre

Para siempre es nuestro día de hoy

Quién quiere vivir para siempre

Quién quiere vivir para siempre

Para siempre es nuestro día de hoy

Sin embargo, ¿Quién espera para siempre?

Cuando se habla de Queen hay que quitarse el sombrero. A pesar de mi perenne inconsciencia me da miedo disertar de uno de los grupos más emblemáticos de la historia de la música. Los orígenes de la banda británica formada por Freddie Mercury (voz), Brian May (guitarra), Roger Taylor (batería) y John Deacon (bajo) se remontan al inicio de los sesenta cuando comenzaron a grabar maquetas que llamaron la atención de la compañía discográfica EMI.

Queen se encerró por primera vez en estudios en 1973 y entonces comenzó una producción sin igual, paulatina, sin pausas, que desgranó a lo largo de dos décadas temas geniales.

Llegaron al estrellato en 1975 con ‘A night at the opera’ y ya nunca descendieron del Olimpo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos