«La obsesión por la rentabilidad es el peor mal de nuestro tiempo»

Carlos García Gual, en el centro, acompañado por el vicerrector Andrés Hoyo y la rectora María Luz Morán. :/ROBERTO RUIZ
Carlos García Gual, en el centro, acompañado por el vicerrector Andrés Hoyo y la rectora María Luz Morán. : / ROBERTO RUIZ

Carlos García Gual, que abrió una nueva edición de los 'Martes literarios' de la UIMP, critica que las carreras universitarias estén tan «centradas en las salidas inmediatas»

Rosa Ruiz
ROSA RUIZSantander

De Prometeo, la 'Ilíada', las lecturas, los planes de estudios universitarios, las grandes traducciones que se hacen en España y la novela, «el único género literario porque el resto son pequeñas cosillas» habló ayer el filólogo, escritor y helenista, Carlos García Gual, en la primera sesión este verano del ciclo 'Martes literarios' de la UIMP, un foro, organizado por El Diario Montañés, que ayer se retrotrajo a la literatura más clásica para acabar hablando de la más contemporánea y de algunos de los males que según este autor, miembro desde el pasado mes de enero de la Real Academia de la Lengua, acarrean a la sociedad actual. Y aunque al principio de su intervención advirtió al público que «soy un pesimista», al final reconoció que «la batalla de las humanidades está perdida, pero en las barricadas se puede resistir».

«La obsesión por lo rentabilidad es el peor mal de nuestro tiempo», señaló García Gual quien también cree que en buena parte la especialización de los estudios universitarios, «cada vez más centrados en buscar salidas inmediatas a sus titulados nos está llevando a una sociedad cada vez empobrecida culturalmente». Una sociedad en la que «la lectura está marginada frente a la pantalla» y en la que las nuevas generaciones no leen lo que debieran y son mucho menos críticas, «porque sienten la literatura como un esfuerzo difícil de cumplir».

En el habitual formato de esta tribuna, en la que los presentadores Guillermo Balbona, redactor jefe de este periódico, y el poeta Regino Mateo, fueron formulando varias preguntas al protagonista, antes de dejar que fuera el público el que le preguntara sus dudas, García Gual, se definió como «un viejo profesor muy aficionado a la literatura» y reconoció que la lectura de textos clásicos supone «enfrentarse con palabras que vienen de lejos pero que están vivas».

«La batalla de las Humanidades está perdida, pero en las barricadas se puede resistir»

«Los clásicos dicen algo que el lector interpreta y revive y a veces la tradición lo reinterpreta de nuevo», resaltó al autor de 'Historia del rey Arturo' o 'Diccionario de Mitos'.

Del mismo modo, García Gual señaló que los mitos «perviven», pero que lo hacen «en gran parte trivializados» porque, pese a que existen muchos manuales de mitología y los jóvenes se interesan por estas historias, no se preguntan por el «sentido último» de las mismas.

A su juicio, esto se debe en parte a esa «obsesión por lo inmediato» y de «lo rentable» que existe en la actualidad, donde «lo único importante es ganar dinero y colocarse bien» y se acaba por «abandonar la formación personal» lo que, en su opinión, supone una «banalización» de la propia vida humana.

«El progreso de la sociedad es evidente, por tanto la vida interior debería ser más amplia, pero sucede todo lo contrario: la gente está encasillada y pierde de vista los horizontes más amplios», señaló también.

En cuanto a la literatura actual, consideró que «hay muchos caminos abiertos», en especial en la novela moderna, que en cuanto a proliferación «lo ha devorado todo». «No creo que la novela como género vaya a desaparecer pues a pesar de la proliferación de los ordenadores y otros dispositivos, la lectura siempre existirá», concluyó.

De Nando López a Fernando Savater

Tras la apertura ayer del ciclo, el próximo martes, día 2 de julio, Nando López (Barcelona, 1977) subirá a la tribuna literaria. El novelista y dramaturgo, que debutó en 1966, con el Premio Joven y Brillante para su novela 'In(h)armónicos', se ha convertido en una referencia en el ámbito juvenil y sus novelas son hoy lectura obligada en cientos de institutos españoles. 'Cuando todo era fácil', 'El sonido de los cuerpos', 'En las redes del miedo', 'Malditos 16' o 'Nunca pasa nada' se cuentan entre sus obras más recientes. A este autor, seguirá el martes, día 9, la intervención de Gustavo Martín Garzo (Valladolid, 1948). Premio nacional de narrativa en 1994 y premio nacional de literatura infantil en 2004, se volvió un autor popular en 1999 tras la obtención del Premio Nadal por 'Las historias de Marta y Fernando'. Recientemente ha publicado 'La rama que no existe'. La siguiente cita, el día 16, será en formato de mesa redonda y lleva por título 'Mujeres con muchas tablas', en ella participarán Carlota Ferrer, Lola López y María Velasco.

El filosofo, ensayista y novelista Fernando Savater cierra el día 30 las intervenciones en el mes de julio. Ganador en 2008 del Premio Planeta, este autor lleva muchos años en primera línea de la letras españolas.