«Soy muy descarada y payasa»

Marta Torné es ya la quinta presentadora de  'Hable con ellas'./
Marta Torné es ya la quinta presentadora de 'Hable con ellas'.

Marta Torné es la nueva quinta en discordia en el sofá rosa de 'Hable con ellas'. «Supongo que tenía que ser para mí. En una semana ya estaba fichada»

EIDER BURGOS

Marta Torné (Barcelona, 1978) no es ninguna principiante. Trece años en la televisión y otros siete como actriz avalan su trayectoria. Apadrinada por Jordi González, la conocimos allá por 2004 en 'TNT' y encandiló al público de Antena 3 como María Almagro, la asistenta de 'El internado'. Ahora la catalana recoge el testigo de Beatriz Montañez en 'Hable con ellas' (lunes y miércoles, a las 00.30 horas, en Telecinco). Por mucho que digan, la fuga de presentadoras no le da ningún miedo: «A mí tendrán que echarme».

Menuda entrada, ya que tuvo que fingir un orgasmo.

Yaaaa. ¡Qué le voy a decir! Es lo que tocó.

¿Qué cara se le quedó cuando le contaron su prueba de fuego?

Pues no sé si es porque vengo del mundo de la interpretación, pero mientras solo sea fingirlo... Lo mejor es no pensarlo para no pasar vergüenza.

¿Cómo le han recibido sus compañeras?

Muy bien, aunque el primer día no pude salir hasta el final. Se me hizo muy corto, pero estoy muy contenta.

Cada una le da su toque al espacio: Sandra Barneda es más formal, Alyson Eckmann es un poco más loca... ¿Qué aporta usted?

¡No sé! Es tan difícil hablar de una misma... Yo creo que traigo frescura y soy muy descarada y muy payasa. También intentaré que la cosa no decaiga en ningún momento. Al ser entrevistas tan tarde puede dar la sensación de que es un poco aburrido.

Esos cojines parecen estar malditos. Ya se han ido dos mujeres. ¿Le da miedo ser la siguiente?

No, no. Yo no tengo intención de irme; tendrán que echarme.

¿Por qué quiso participar en el programa? Fue usted la que contactó con la dirección.

Sí, le envié un 'whatsapp' al director. Fue todo un poco de broma, como: '¡Hala, qué guay! Estáis buscando a la quinta, ¡pues a mí me encanta el programa!'. ¡Y fíjate qué suerte! Es la primera vez que me pasa que pienso: 'Ostras, me encantaría estar ahí'. No pensaba que iba a ser tan rápido, en una semana ya estaba fichada. Supongo que tenía que ser para mí.

¿Tenía ganas de volver a ejercer de presentadora? Hacía bastante que estaba solo en series.

La verdad es que el directo tiene mucho rollo y te coge mono. Cuando llevas mucho tiempo sin hacer platós es muy adrenalínico. Pero tampoco tenía el sentimiento de querer volver a presentar. Simplemente no lo pensaba. Como también estoy haciendo teatro...

¿A quién le gustaría sentar en el sofá rosa?

Soy muy fan de las motos, del Barça y del fútbol. Supongo que a Marc Márquez o a algún otro deportista. Lo que pasa es que Marc es todavía un poco joven para estar en un programa de este tipo.

'Hable con ellas' es bien conocido por sus polémicas. El encontronazo entre José Luis Moreno y Yolanda Ramos, el de Bertín Osborne con Beatriz Montañez... ¿Viene dispuesta a meter caña?

Meter caña no tiene por qué ser sinónimo de meterte en un jardín. Si llega el día en el que yo tenga una opinión y una compañera o un invitado tenga otra, lo voy a decir igual. No tengo ganas de liarla y que me crezcan los enanos, pero no voy a ser falsa.

¿Para ser presentadora hay que ser también un poquito actriz?

Creo que yo tengo una ventaja, sobre todo con respecto a los actores, y es que yo he crecido en un plató. Con Jordi González estuve cuatro años haciendo programas de tres horas de lunes a sábado. Me siento supercómoda en un plató, mucho más que sobre un escenario. Los actores también solemos decir que siempre trabajas con la verdad. Pero todo depende del tipo de programa.

¿Y en este caso?

Intento ser lo más natural posible, pero es cierto que también exploto una parte de mí. Gracias a Dios no estoy todo el día como en el plató intentado entusiasmar, divertir... Sería agotador para mí y para los que me rodean.

 

Fotos

Vídeos