El precio de la vivienda repunta en Cantabria

Piso de Santander con el cartel de 'se vende'./
Piso de Santander con el cartel de 'se vende'.

En el segundo trimestre los precios subieron 1,8% respecto a 2013, pero cayeron un 0,3% respecto a los primeros tres meses del año, según datos del INE

EUROPA PRESSsantander

El precio de la vivienda subió en Cantabria un 1,8% en el segundo trimestre del año respecto al mismo periodo del año anterior, el índice más elevado tras Madrid (2,7%) y Valencia (2,3%) y un punto superior al incremento medio (0,8%).

Con esta subida anotada en el conjunto del país, los precios retornan a la senda alcista por primera vez desde el primer trimestre de 2008 y ponen fin a seis años de caídas interanuales, según el Indice de Precios de Vivienda (IPV) del Instituto Nacional de Estadística (INE) publicado este lunes.

Sin embargo, en relación al primer trimestre de 2014, el índice bajó un 0,3% en Cantabria, de modo que, junto con el País Vasco (-0,9%) fue la única comunidad que registró tasas trimestrales negativas. La media nacional subió un 1,7%.

ver más

Con estos datos, en lo que va de año el índice de precios de vivienda se ha situado en Cantabria en -1,3%, solo superado por los descensos de Baleares (-2,2%) y Navarra (-1,5%), y enfrentado a la subida media del 0.9%.

La vivienda nueva, más cara

Por tipo de vivienda, el precio de la vivienda usada cayó seis décimas en Cantabria en el segundo trimestre de 2014 en tasa interanual, mientras que subió un 0,2% en España. Respecto al trimestre anterior, el precio de los pisos de segunda mano bajó una décima -en España se incrementó casi un 2%- y un 1,8% en lo que va de año

Mientras, la vivienda nueva se encareció un 6,1% en la Comunidad Autónoma en términos interanuales -un 2,4% en España-, aunque se contrajo un 1,1% respecto al trimestre anterior (subió un 1% en el conjunto del Estado). En lo que va de año, la vivienda nueva en Cantabria acumula un ascenso de precios del 0,4%, inferior al medio del 1,3%.

El IPV que publica Estadística es compatible con las exigencias de Eurostat y complementa al que publica trimestralmente el Ministerio de Fomento. Entre sus objetivos se encuentra el de servir de elemento de comparación entre los Estados miembros en lo referente a los precios de la vivienda.