El Tea Party coge aire

Eric Cantor, líder de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes /
Eric Cantor, líder de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes

Contra todo pronóstico, el líder de la mayoría republicana de la Cámara de Representantes cae en las primarias de Virginia

AGENCIAS WASHINGTON

El líder de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Eric Cantor, salió derrotado ayer en las primarias de Virginia para las elecciones legislativas de noviembre, algo que nadie esperaba y que supone una gran victoria para el movimiento ultraconservador Tea Party.

A la espera de resultados oficiales definitivos, las proyecciones citadas por los medios locales dan por vencedor al economista Dave Brat, un candidato desconocido, con una muy modesta recaudación de fondos y que tenía el apoyo del Tea Party. La derrota de Cantor es la primera gran sorpresa de las primarias al Congreso, donde es el segundo legislador con más peso en la Cámara de Representantes, sólo por detrás del presidente, John Boehner, al que muchos pensaban incluso que podría sustituir.

La victoria inesperada de Brat en Virginia representa un giro significativo en el guión que hasta ahora había seguido el proceso de primarias, en el que los republicanos moderados, que conforman lo que se conoce como el 'establishment' del partido, se habían impuesto a los nuevos candidatos más radicales del Tea Party. Cantor, que pertenece al primer grupo desde el comienzo de su carrera política, coqueteó con los ultraconservadores en 2010, cuando se posicionó como contrapeso conservador a Boehner.

Sin embargo, su figura nunca convenció al Tea Party de su distrito (el séptimo, correspondiente a la capital de Virginia, Richmond). Brat, con una campaña mucho más modesta que la de Cantor, logró abatirle con duros ataques a su posición favorable a la aprobación de una reforma migratoria y su voto para elevar el techo de la deuda y permitir así poner fin al cierre del Gobierno el año pasado.

Falta por ver el margen con el que Cantor ha sido derrotado, que se conocerá en las próximas horas, y la reacción de los líderes republicanos a la noticia. Según los medios locales, en el Capitolio han comenzado a circular los primeros mensajes en los que los legisladores consideran el resultado en Virginia "un terremoto" para el partido.