París, cubierta de nieve

Tormento o bendición. La nevada que cae en París no deja indiferente a nadie. Hay quien la nieve prefiere verla en la montaña porque, como para ella, en la ciudad solo trae caos y resbalones. Y hay a quien le gusta, pese a no ir preparada para lidiar con los copos acumulados. La primera nevada de la temporada en la capital de Francia empieza a complicar el tráfico en una ciudad que siemrpe sufre atascos. Solo en París se esperan acumulaciones de entre cinco y diez centímetros de nieve. La alerta naranja se extiende a otros 24 departamentos del centro y del norte del país.-Redacción-