Renault Scenic, el referente del vehículo familiar

Renault Scenic, el referente del vehículo familiar

El diseño del nuevo Renault Scenic rompe con los códigos tradiciones del segmento, con proporciones inéditas y grandes ruedas de 20 pulgadas

MANU CORTÉS

En 1996, Renault inventó el monovolumen compacto con la primera generación de Scenic. Veinte años más tarde, la marca francesa redefine el concepto, con un nuevo diseño más moderno y con mayor personalidad, en el que destacan visualmente las grandes ruedas de 20 pulgadas de diámetro, por primera vez en este segmento de coches, y una carrocería en dos tonos especialmente llamativa con dos colores de techo (negro o gris), combinados con la carcasa de los retrovisores y del montante del parabrisas.

Fiel a su ADN, también cumple con las expectativas de las familias y ofrece una gran versatilidad con la incorporación del nuevo sistema One Touch Folding de plegado de los asientos. En cuanto a dimensiones, el nuevo Scenic es cuatro centímetros más largo, 1,3 centímetros más alto y dos centímetros más ancho que el modelo precedente.

La longitud total de la carrocería es ahora de 4,40 metros, mientras que tiene un ancho de 1,86 metros y de alto, 1,65 metros. La distancia entre ejes también ha aumentado 3,2 centímetros (con un total de 2,74 metros), lo que permite mejorar al mismo tiempo las cotas de habitabilidad, el confort y el comportamiento.

El nuevo Scenic está equipado de serie con el sistema de frenado activo de emergencia, para la mayor protección del peatón en caso de atropello; esta funcionalidad se activa en un margen de velocidad de entre 7 y 60 km/h. La frenada activa de emergencia permite analizar el entorno del vehículo y detectar peatones, parados o en movimiento, y estimar su trayectoria; en caso de que perciba la presencia próxima de un peatón en la trayectoria del vehículo, alerta visual y acústicamente al conductor en caso de riesgo de atropello y activa automáticamente el sistema de frenado hasta detener por completo el vehículo en caso de colisión inminente con un peatón si las alertas al conductor no son suficientes.

El sistema se basa en datos procedentes de dos sensores de tecnologías diferentes: una cámara frontal y un radar, reunidos en un mismo cajetín situado en el parabrisas, detrás del retrovisor interior.

El diseño del Scenic se reinventa gracias a un gran equilibrio entre grandes ruedas de 20 pulgadas de diámetro de serie (ofrecen una menor resistencia a la rodadura gracias a un desarrollo específico de los neumáticos, que hace que consuman menos energía), la altura del vehículo, la distancia entre ejes alargada y el reducido voladizo trasero.

La fluidez de la silueta, la cintura de carrocería -que se inclina hacia abajo en la parte delantera- y los hombros marcados aportan un nuevo dinamismo. Las vías más anchas tanto en la parte delantera como en la trasera llevan las ruedas a las cuatro esquinas del vehículo y lo asientan sobre la carretera con mucho mayor aplomo.

El parabrisas inclinado unido a un capó corto resalta la silueta del conjunto, con un nuevo parabrisas tríptico, como en el hermano mayor Espace, que ofrece una visión panorámica y mejora la visión lateral. En el frontal, los faros en forma de C pueden, según versiones, estar equipados con tecnología led Pure Vision; detrás, las luces ofrecen un efecto 3D.

En el interior del Scenic, la continuidad entre el salpicadero y los tiradores de las puertas, así como la composición de los materiales (materiales de espuma, junquillos cromados) incrementan la sensación de volumen. El techo panorámico de cristal fijo, que se propone como opción, aporta mucha luminosidad debido a su abertura sin travesaño central.

Consola central deslizante

Gracias a la consola central deslizante, el conductor puede configurar el habitáculo: cuando la consola está en posición avanzada, forma un solo bloque con el salpicadero al encajarse debajo de la gran pantalla vertical de información. Recrea así para el conductor el estilo de conducción similar al de una berlina, al tiempo que preserva la posición de conducción elevada de un monovolumen.

Los asientos delanteros disponen de espuma de doble densidad, reglaje eléctrico lumbar y de posición de ocho modos y una función de masaje y calefacción en las versiones superiores. El nuevo sistema de One Touch Folding permite, en algunos niveles de equipamiento, abatir automáticamente los asientos traseros y obtener un piso plano, ya sea con una simple pulsación en el sistema de pantalla R-LINK 2 o bien desde el mando situado en el maletero. Con un simple gesto, se optimiza así el volumen de carga. El maletero del nuevo Scenic dispone de un volumen de 572 litros, entre los tres más grandes del segmento de los monovolúmenes compactos.

Tecnología Multi-Sense

mayor innovación

El Scenic hereda prestaciones de segmentos superiores, como la tecnología Multi-Sense, el sistema multimedia conectado R-LINK 2 con pantalla de 8,7 pulgadas o la visualización Head-Up Display en color y proyectada en el cristal delantero para que el conductor consulte los principales parámetros del vehículo sin apartar la vista de la carretera. Multi-Sense es una tecnología que permite personalizar la experiencia de conducción al actuar en la respuesta del pedal del acelerador y en la del motor, en el tiempo del cambio de las marchas con una caja de velocidades automática EDC, en la firmeza de la dirección, en el ambiente luminoso del habitáculo, así como en la función de masaje del asiento del conductor cuando está disponible.

Un mando Mult-Sense, situado en la consola flotante, permite acceder a la función en la pantalla R-LINK 2 y disponer así de cinco modos de conducción: Neutro, Sport, Confort, Personalizado y Eco. Hay cinco ambientes luminosos asociados: sepia, rojo, azul, violeta y verde. El ambiente seleccionado aparece en la consola central, así como en los paneles de puertas delanteras y traseras de las versiones superiores. Va asociado al color de visualización de la pantalla TFT del cuadro de instrumentos y de la pantalla multimedia vertical.

En algunas versiones se puede colocar el asiento del pasajero en posición de bandeja. Además, los asientos traseros son deslizantes en todas las versiones, de forma independiente (1/3, 2/3). La consola central deslizante, ofrece 13 litros de capacidad. En la parte delantera, dispone de una guantera iluminada con cortinilla donde guardar pequeños objetos. También lleva integrado un reposabrazos debajo del cual se han colocado tomas de carga y conexión de dispositivos móviles. En la parte posterior, la consola está equipada con dos tomas USB, una toma jack y una toma de 12 voltios.

El Scenic también es líder en el segmento de este tipo de vehículos por su capacidad total de 63 litros de espacio adicional donde guardar objetos, destacando el cajón denominado Easy Life, heredado del Espace y situado frente al asiento del pasajero delantero, que ofrece una capacidad de 11,5 litros, esto es, tres litros más que una guantera clásica. Con luz y climatización, se abre eléctricamente mediante un sensor sensitivo. Al detenerse el vehículo, el cajón queda automáticamente cerrado con llave.

En la parte trasera, también se dispone de bandejas donde guardar el teléfono, una consola de juego, además de un medio de fijación de las tabletas electrónicas de distintos tamaños. Las dos tomas USB en la parte posterior de la consola central permiten una utilización prolongada de los aparatos electrónicos.

Los dispositivos de ayuda a a conducción más destacados del Scenic son el asistente de conservación del carril de circulación; activo entre 70 y 160 km/h, este sistema ejerce una acción en la dirección en caso de que se cambie de carril involuntariamente y ayuda, llegado el caso, a mantener el vehículo en el carril. También están presentes la alerta de detección de fatiga, el regulador de velocidad adaptativo (actúa desde 50 a 160 km/h) o la frenada activa de emergencia AEBS que funciona también a baja velocidad, ofreciendo así un sistema de frenada activa de emergencia operativo entre 7 y 160 km/h.

Otros dispositivos de ayuda a la conducción son la alerta en caso de cambio involuntario de carril con vibración del volante en lugar de alerta sonora, la alarma de presencia de otros vehículos en el ángulo muerto de visión trasera, la alerta de distancia de seguridad, y el avisador de exceso de velocidad con reconocimiento de señales de tráfico. Completan el conjunto de sistemas de ayuda la cámara de marcha atrás, el cambio automático de las luces de carretera y de cruce, ayuda al aparcamiento delantera, lateral y trasera y el Easy Park Assist (aparcamiento manos libres).

Motorización híbrida diésel-eléctrica

De aquí a finales de año, el nuevo Scenic dispondrá de una oferta de motorización híbrida diésel-eléctrica, llamada Hybrid Assist, en el motor turbodiésel Energy dCi de 110 caballos asociado a una caja manual de seis velocidades. El sistema permitirá suministrar un plus de aceleración en algunas fases de utilización, sobre todo a bajo régimen de giro del motor, permitiendo la recuperación de energía en las fases de desaceleración y de frenado.

El Hybrid Assist funciona con una batería de 48 voltios y el motor eléctrico asiste al motor térmico, en continuo funcionamiento. El Scenic de cuarta generación propone así seis motorizaciones diésel y dos motorizaciones de gasolina: con cajas de cambio manuales de seis velocidades, los turbodiésel dCi de 95 CV, 110 CV, 130 y 110 Hybrid Assist. Con cambio automático de doble embrague EDC de siete velocidades la versión turbodiésel dCi 110 y con cambio automático EDC de seis velocidades, el motor dCi de 160 caballos. En gasolina, están disponibles los motores TCe 115 y TCe 130 caballos con caja manual de seis marchas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos