Ordenan reabrir el caso contra López Madrid por supuesto acoso sexual

Javier López Madrid./
Javier López Madrid.

La Audiencia Provincial de Madrid también ha estipulado que se haga una rueda de reconocimiento con el comisario José Villarejo

COLPISAMadrid

La Audiencia Provincial de Madrid ha ordenado la reapertura de la investigación contra Javier López Madrid, consejero de la empresa constructora OHL, por el caso del supuesto acoso sexual a la dermatóloga Elisa Pinto, y al mismo tiempo que ha acordado efectuar una rueda de reconocimiento del comisario José Villarejo.

Así, y además de revocar el archivo, los magistrados de la sección 15 han ordenado practicar las diligencias solicitadas por los abogados de la doctora y rechazadas por la juez instructora. Entre esas diligencias se encuentra la rueda de reconocimiento con Villarejo, a quien Elisa Pinto identificó fotográficamente ante la Policía como la persona que le había apuñalado en presencia de su hijo.

Investigado ahora también en la operación 'Lezo', López Madrid ya admitió en su declaración ante la juez de este caso 'Pinto' que contactó con este mando policial para que le asesorara en el caso. El contacto se produjo a través del que fuera consejero de la Comunidad de Madrid y ahora encarcelado por la operación 'Púnica', Francisco Granados. Incluso en el sumario de 'Pinto' aparecieron los mensajes del propio López Madrid con el rey Felipe y la reina Letizia, mostrando estos su apoyo ante su situación personal, según publicó en su día eldiario.es.

Aparte de dar credibilidad a las denuncias de acoso y a los dos apuñalamientos, desmontando las acusaciones de que Pinto se lo inventó todo, el auto además cuestiona el relato de la defensa de López Madrid y algunos de los investigadores, según el cual los mensajes amenazantes se los enviaba ella misma. Se afirma ahí que sería "absurdo" pensar eso, dado que fue ella la que pidió un examen de geolocalización del teléfono, una prueba que hubiera reflejado esa circunstancia; y por contra, reveló que los mensajes se enviaban desde lugares donde ella no estaba.