El juez del juicio de los ordenadores de Bárcenas contradice al fiscal y mantiene al PP en el banquillo de los acusados

Hoy ha arrancado el juicio por el borrado de los ordenadores del extesorero nacional del PP, Luis Bárcenas, para eludir las investigaciones por la financiación irregular de los populares. Pese a que el fiscal ha echado mano de la llamada 'doctrina Botín' para exculpar al PP, el juez Eduardo Muñoz de Baena ha decidido mantener en el banquillo a los populares y, además, ha dictaminado que Bárcenas tendrá que acudir a declarar como testigo en persona y no por videoconferencia como había solicitado. Los acusados son la extesorera del PP, Carmen Navarro; quien fuera responsable de los servicios jurídicos de los populares, Alberto Durán; y el entonces director del sistema informático del PP, José Manuel Moreno. Las acusaciones populares llevadas a cabo por Izquierda Unida, el Observatori DESC y la Asociación de Abogados Demócratas por Europa (Adade) son las que han hecho posible que el juicio sea posible con la oposición de la Fiscalía de Madrid.-Redacción-