Este contenido es exclusivo para suscriptores

Accede 2 meses gratis a todo el contenido y disfruta de la mejor experiencia publicitaria

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app solo para suscriptoresCartas de autor en tu emailOfertas y eventos exclusivos

'Stella Blómkvist, la abogada irreverente que viene de Islandia

La miniserie rompe todos los arquetipos de su profesión para alejarse del 'nordic noir'

Heida Reed es la protagonista de 'Stella Blómkvist' (2017 -.)./
Heida Reed es la protagonista de 'Stella Blómkvist' (2017 -.).
Mikel Madinabeitia
MIKEL MADINABEITIA

Érase una vez una mujer irreverente, cínica y con su propio código moral. Una abogada dispuesta a pasar por encima de quien sea necesario para salirse con la suya. Estrenada en España por Calle 13 el pasado 20 de marzo, esta miniserie consta de seis capítulos en los que podemos decir que su protagonista consume gran parte de la atención del público, que se encontrará con una serie diferente procedente de esas latitudes. Acostumbrados al nordic noir, con esos ambientes oscuros y deprimentes, Stella Blomkvist posee una escenografía diferente, una luz diferente, unas respuestas diferentes. Es diferente. Y ya sólo por eso, en un universo televisivo cada día más homogéneo, merece una oportunidad.

Esta serie islandesa adapta las novelas protagonizadas por una abogada inteligente y sin escrúpulos que acostumbra a romper las reglas en beneficio de su clientela. Estas novelas, de gran éxito en Islandia, han sido trasladadas a televisión con gran acierto, sobre todo por su protagonista: Heida Reed, a la que recordarán por su papel protagonista en 'Poldark'. Lo cierto es que ella se adueña del personaje, una abogada que se mueve como pez en el agua por los bajos fondos de Reykiavik.

Los responsables optaron por dividir cada caso en dos episodios, dando lugar a una primera temporada de seis capítulos. El primer caso se centra en el asesinato de Halla, la asistente del primer ministro de Islandia. Cuando Stella tiene que representar a Sæmi (un camello de poca monta), quien fue encontrado parado sobre el cuerpo cubierto de sangre, todos están convencidos de que es un caso abierto y cerrado. Pero nada más lejos de la realidad. Y hasta aquí puedo escribir...

Heida Reed en Stella Blómkvist (2017 -.).
Heida Reed en Stella Blómkvist (2017 -.).

Considero otro acierto escuchar esa voz en off de la protagonista, siempre más políticamente incorrecta que su intervención en directo. Y eso que Stella bebe Johnnie Walker (Etiqueta Negra), fuma en todo lugar donde está prohibido o no le es permitido, no tiene códigos morales establecidos, se mete sin pudor en las tinieblas de la cueva del lobo y rompe todo tipo de reglas para resolver crímenes. Pero si es capaz de respirar en las cloacas del poder y flotar en ese ambiente en el que no se abren las ventanas desde hace lustros, es por impartir un sentido de justicia. El fin justifica los medios, en versión islandesa.

La serie exhibe una estética pulp, colores vivos y chillones, música tendente a la electrónica y paisajes islandeses que mezclan la naturaleza con la rudeza estructural (Reykiavik desde el cielo es, como decirlo, ecléctica). Todo ello con el objetivo de confeccionar una obra más divertida de lo que imaginaríamos, menos intensa, menos dramática, más fresca. Los estereotipos más clásicos proceden de una amiga friki-hacker que se verá arrastrada por la fuerza de la protagonista pero eso son defectos leves que no nos impedirán apreciar una serie diferente.

Nos gustan las series valientes e irreverentes. Y Stella Blomkvist es una mujer que no tiene complejos en perseguir el hedonismo. ¿No es eso ser irreverente?