Malabaracirco desembarca 'Con dos cañones por barman' en 'Escena Joven'

La sala Miriñaque acoge hoy y mañana la doble función de la compañía cántabra

J. M. G.SANTANDER
Malabaracirco desembarca  'Con dos cañones por barman' en 'Escena Joven'/
Malabaracirco desembarca 'Con dos cañones por barman' en 'Escena Joven'

Malabaracirco se presenta hoy y mañana 'Con dos cañones por barman' en la nueva cita del Festival 'Escena Joven' que se desarrolla en la sala de teatro Escena Miriñaque (c/Isaac Peral, 9) de Santander en colaboración con la Dirección General de Juventud. Ambas representaciones tendrán lugar a las 20,30 horas, con entradas a 7,50 euros y 6,00 euros para estudiantes.

'Con dos cañones por barman' es el último montaje escénico de Malabaracirco, en el que dos actores encarnan cuatro personajes en un absurdo juego de «¿Quién es quién?»: Graham Wood-Robinson interpreta a Froderick y Freddy, mientras que Javier Amigo lo hace con Tomás y Tommy Por su parte, DJ Monk es el encargado del sonido.

Se trata de una obra de teatro físico y manipulación de objetos, utilizando elementos cotidianos como botellas, escaleras o cajas de puros, entre otros, para con ellos crear rutinas coreografiadas a través de técnicas del circo moderno. En definitiva, un interesante mestizaje de teatro gestual, comedia, malabarismos y equilibrios.

Malabaracirco es un grupo de circo-teatro afincado en Torrelavega que lleva ya diez años representando actuaciones de teatro de calle, infantil, espectáculos de fuego y pasacalles. En sus producciones se incluyen 'Enredo Malabar', 'Zanzinni Brothers', 'Descontrol-a-2', 'Cabaret crucero' y 'El circo animado', presentados en festivales de ámbito nacional e internacional.

Exposición de Gudi Otten

Por otro lado, el espacio expositivo de la sala Miriñaque acoge la muestra 'Marea de palabras', de la fotógrafa alemana Gudi Otten.

La artista de Munich presenta una selección de piezas realizas en Santander, caracterizadas por su lirismo y protagonizadas por objetos alejados de su entorno cotidiano. Cartas en el agua, collage sobre la arena y fotos antiguas, integran la muestra en la que la que la autora incorpora las palabras dichas y escritas por su padre y abuelo en lo que define como un «exorcismo». La totalidad de las imágenes expuestas han sido realizadas en las playas de Santander que muestran su aspecto más intensamente cargado de romanticismo al serles incorporados textos plasmados bajo el agua.