Un gráfico de futuro

Un gráfico de futuro

El proyecto es ambicioso y diseña un corredor que integra el parque de Morales, La Remonta, la avenida Eduardo García del Río, La Marga, el área urbana de Castilla-Alta y la zona de la estaciones.

Terminal de estaciones: Se plantea una sola terminal, en la zona de la actual Renfe. Los trenes llegarán bajo la superficie donde se creará una conexión nodal, con túneles, a la estación de autobuses, un futuro párking y el túnel de metro ligero entre el Pasaje de Peña y la bajada de Polio.

Plaza: Se contempla una gran plaza en superficie ante la estación que conectará con la existente en la plaza de la estación de autobuses. Habrá otro gran espacio en paralelo a la actual calle Castilla y una gran zona de parque.

Viales: Santander tendrá otra entrada desde La Marga que discurrirá por el actual trazado de las vías, en su zona sur. Tendrá doble calzada y cuatro carriles. Incluye un carril-bici y un trazado de tranvía de proximidad. Se crea un nuevo vial paralelo a la autovía a Bilbao, para dar servicio a la zona de Nueva Montaña, las urbanizaciones del área y el Corte Inglés.

Dotaciones deportivas: Pegado a la terminal de tren se diseña un área de dotaciones deportivas con campos de fútbol, pistas de tenis, pádel y futbito, etc.

Dotación residencial: Se planifican más de 1.300 viviendas en zonas situadas frente a la calle Castilla y en un solar de la Avenida de Eduardo García Lago.

Aparcamientos: Más de 50.000 metros cuadrados para acoger cerca de 2.000 vehículos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos