El Consejo Escolar de 'La Enseñanza' apoya la continuidad del colegio

Piden a la Compañía de María que paralice el cierre anunciado y que negocie un plan de viabilidad

REDACCIÓNSANTANDER
Edificio histórico de 'La Enseñanza'. / SE QUINTANA/
Edificio histórico de 'La Enseñanza'. / SE QUINTANA

El Consejo Escolar del colegio 'La Enseñanza', reunido el pasado día 26 de febrero, aprobó un manifiesto de apoyo a la continuidad del centro educativo en el que pide a la orden religiosa de la Compañía de María que paralice el cierre del mismo y abra una mesa de diálogo para elaborar un plan de viabilidad que permita seguir con un proyecto educativo «que lleva funcionando en Santander 155 años». Según informó ayer la Coordinadora de Afectados Compañía de María, el manifiesto fue aprobado y firmado por la práctica totalidad de los integrantes del Consejo -profesores, padres, personal y alumnos- salvo las religiosas que representan a la titularidad del colegio, que se abstuvieron. También fue firmado por la concejala que representa al Ayuntamiento en el Consejo, Carmen Ruiz Lavín.

El manifiesto respondió a la intención de la Compañía de María de no seguir con el colegio de Santander, alegando razones de falta de vocaciones y el alto coste del mantenimiento de las instalaciones. Sin embargo, la coordinadora asegura que el centro educativo está funcionando con total normalidad y destaca que cuenta con casi 500 alumnos desde Infantil a Secundaria y añadió que la Consejería de Educación ha garantizado que los dos próximos cursos se va funcionar sin problemas y que el cierre posterior, de producirse, tendría que ser escalonado.

Funcionamiento normal

En cuanto al manifiesto aprobado en el Consejo Escolar, incide igualmente en que el colegio funciona «perfectamente, tanto en los aspectos económicos como organizativos y pedagógicos» y que tanto el equipo directivo como los profesores realizan su tarea «de manera eficiente y de acuerdo con los principios y al carácter propio de la Compañía de María». Además, asegura que en el curso actual, la demanda de plazas escolares fue alta y se sigue la línea de incremento «constatada en los últimos cinco cursos escolares», lo que se vio reflejado en el hecho de que el curso pasado «se tuvo que rechazar el 40 por ciento de las solicitudes en Educación Infantil» y que el aula de 2 años, que ha comenzado este mismo curso, se encuentra en el límite de la capacidad permitida por la Consejería de Educación. Asimismo, subraya la realización de programas de innovación educativa dentro del marco de colaboración con la Consejería de Educación, y la existencia de un Plan de Atención a la Diversidad, con un coordinador intercultural y dos unidades de Educación Compensatoria.

Fotos

Vídeos