La reconstrucción de Japón costará más de 147.000 millones

La reconstrucción de Japón costará más de 147.000 millones

El Gobierno nipón aprobará el tercer presupuesto extraordinario para levantar las viviendas e infraestructuras destrozadas por el grave seísmo

EFETOKIO

La reconstrucción de infraestructuras, viviendas y otras instalaciones destruidas por el terremoto y el tsunami del 11 de marzo costará en torno a 16,9 billones de yenes (147.281 millones de euros), según ha informado el Gobierno japonés. La cifra se ha calculado en las reuniones mantenidas entre varios ministerios y nueve provincias afectadas por el desastre, y concreta el coste de entre 16 y 25 billones de yenes que el Ejecutivo nipón estimó a finales de marzo.

De estos 16,9 billones, se calcula que alrededor de 10,4 billones de yenes (90.646 millones euros) servirán para reconstruir casas, tiendas o instalaciones corporativas y unos 2,2 billones de yenes (19.176 millones de euros) para reconstruir infraestructuras básicas como carreteras o puertos.

Estas estimaciones, que se incluirán en el tercer presupuesto extra de reconstrucción que el Gobierno espera compilar, casi duplican los 9,6 billones de yenes (83.696 millones de euros) que costó reparar los daños del terremoto de 1995 en Kobe (centro de Japón ).

Sin sumar Fukushima

No obstante, el cálculo no incluye los daños provocados por la crisis nuclear en la central de Fukushima, con lo que se prevé que el monto total sea mucho más alto cuando éstos sean incorporados.

El 2 de mayo, el Gobierno japonés ya aprobó un primer presupuesto extra de reconstrucción de 4,02 billones de yenes (36.385 millones de euros), y espera ratificar pronto un segundo tras acordarse esta semana la prolongación de sesiones parlamentarias hasta el 31 de agosto.

El terremoto de 9 grados en la escala de Richter y el tsunami del pasado 11 de marzo dejaron 15.482 muertos y 7.427 desaparecidos, según el último recuento, y provocaron en la central nuclear de Fukushima una crisis atómica, la peor en 25 años, que aún sigue abierta.