La residencia de Los Corrales se suma a las nuevas tendencias de asistencia a las personas mayores

Visita de González y Argumosa a la residencia junto a la directora, María Moreno/
Visita de González y Argumosa a la residencia junto a la directora, María Moreno

Ayuntamiento y empresa adjudicataria unen fuerzas para implantar nuevos sistemas de seguridad y mejorar el edificio

Nacho Cavia
NACHO CAVIALos Corrales de Buelna

La residencia para mayores de Los Corrales de Buelna ha cerrado una primera fase de mejoras coordinada con el Parque de Obras y Servicios del Ayuntamiento e iniciada tras la reciente adjudicación del servicio a la empresa Clece. La alcaldesa, Josefina González, y el concejal de Obras y Urbanismo, Luis Ignacio Argumosa, han visitado las instalaciones y se han entrevistado con la directora, María Moreno, con la que han compartido los resultados de la última actuación, la colocación de sensores de movimiento para evitar posibles accidentes de los residentes especialmente durante las noches.

Además de esos sensores, la alcaldesa explicó que en el último año se han pintado todas las habitaciones, pasillos y entrada, se ha trabajado en el mantenimiento del edificio y colaborado con la habilitación de nuevos espacios «con el único objetivo de adaptar la residencia a los nuevos tiempos y dar un mejor servicio a nuestros mayores, posibilitando una mejor calidad de vida para todos los residentes».

Dentro de la «coordinación de esfuerzos» se han adquirido sensores de movimiento para «reducir al máximo el riesgo de cualquier accidente dentro del proyecto implementado por la residencia para que todos los mayores estén libres de ataduras». En ese proyecto, «muy del agrado de este equipo de gobierno», se está especialmente atento a cualquier movimiento de los residentes fuera de sus habitaciones, «evitando accidentes por desorientación, por ejemplo, durante la noche«. »Estamos orgullosos de haber participado en ese proyecto que mejora el trato humano a los residentes«, dijo la alcaldesa.

Avanzó que el siguiente paso será el arreglo de lasfachadas exteriores de un edificio «que tras la mejora general efectuada hasta ahora lo pide, además de colaborar para ofrecer más y mejores servicios».

Por su parte la directora de la residencia, María Moreno, recordó que por parte de la empresa Clece se han realizado una serie de actuaciones dentro de su propuesta inicial de invertir en mejoras «que los residentes puedan disfrutar desde el primer momento, sin esperar a ir acometiéndolas a lo largo de los cuatro años de adjudicación del contrato». Agradeció la respuesta «positiva» del Ayuntamiento a la hora de colaborar con esas mejoras y detalló en qué han consistido esas obras.

Se ha habilitado en la planta bajatres nuevos baños geriátricos, además de varias salas para mejorar las visitas de los familiares y una biblioteca, y en la primera planta se ha abierto un salón de peluquería. También se ha mejorado el acceso principal al edificio para evitar que los residentes puedan desorientarse y salir al exterior, medidas a las que se une la colocación de esos sensores de movimiento instalados desde el mes de septiembre, tiempo en el que se ha comprobado lo eficaz de la medida. «Todo ello supone un plus de garantía y seguridad que suma a nuestro cuidado personalizado», dijo.

El concejal de Obras y Urbanismo señaló que durante el último año se han destinado variosoperarios de los planes de contratación de parados a realizar las mejoras de la residencia e incluso se ha contratado, fuera de esos planes, a personas que han rematado el pintado de todo el edificio, incluidos los pasamanos exteriores, dijo.

Tanto la alcaldesa como el edil de Obras coincidieron en asegurar que «habrá continuación» en ese plan de mejora de la residencia «dentro de la buena relación y mejor sintonía entre el Ayuntamiento y la empresa Clece».