Un ladrón se tropieza con la Guardia Civil al tratar de escapar del chalé que acababa de desvalijar en Bezana

Puerta forzada por el ladrón sorprendido en un chalé de Bezana./OPC
Puerta forzada por el ladrón sorprendido en un chalé de Bezana. / OPC

Pretendía huir por los tejados pero optó por la puerta, donde le esperaban varios agentes

Mariña Álvarez
MARIÑA ÁLVAREZSantander

El súbdito albanés A.D., de 43 años de edad, entró en plena madrugada en un chalé de Santa Cruz de Bezana forzando la entrada. Se llevó lo que pudo y después, trató de huir por los tejados de la urbanización. Pero no contaba con la presencia de guardias civiles al pie de la casa, con los que tropezó cuando cambió de planes e intentó escapar por la puerta principal.

Ocurrió el pasado 31 de mayo, cuando la Guardia Civil fue alertada de un posible robo en esta localidad y desplazó a varias patrullas para tratar de cortar las vías de fuga. Ya allí, los agentes comprobaron que la puerta de un chalé estaba forzada y varios de ellos cubrieron el perímetro de la casa.

Vieron a ese hombre salir por la ventana intentando llegar al tejado, con la posible intención de saltar a otro tejado colindante para intentar la fuga. Al verse sorprendido, entró de nuevo en la vivienda para salir por otra de las puertas, pensando que los guardias estaban en la parte de atrás. Pero se topó con componentes de la patrulla de Santander que estaban asegurando esa zona, por lo que acabó detenido. En el momento de ser arrestado llevaba guantes y una linterna, y en su poder le encontraron un anillo de oro y un reloj de alta gama procedentes de la casa. Además, en las inmediaciones del chalé encontraron diferentes herramientas con las que se supone que había forzado la puerta.

Otro detenido por un robo en una casa de Lloreda de Cayón

Ventana forzada en la vivienda de Lloreda de Cayón.
Ventana forzada en la vivienda de Lloreda de Cayón. / OPC

Esta ha sido la última de las detenciones conseguidas dentro del operativo que la Guardia Civil tiene activo para la prevención e investigación de los robos en viviendas. Días antes, el 20 de mayo, un vecino de Lloreda de Cayón se encontró, al llegar a su casa, que una ventana estaba abierta y rota. Ya dentro, pudo comprobar que le faltaban diferentes efectos y también dinero. Comunicados los hechos a la Guardia Civil de Santa María de Cayón comenzó una investigación, en la que se consiguieron distintos datos tras la inspección técnico ocular del lugar del robo. Las pesquisas condujeron hasta un vecino de Santander de nacionalidad española y de 36 años, con las iniciales P.F.G.B., que era conocido del propietario de la casa. Se sospecha que, al conocer a la víctima, pudo haber averiguado sus rutinas, controlando los momentos en los que la vivienda estaba vacía. Fue detenido el pasado miércoles, 29 de mayo, pero la investigación continúa para intentar recuperado todo lo robado: un televisor, una videoconsola, un ordenador portátil y dinero en efectivo.

Con estos dos detenidos son ya seis las personas arrestadas por la Guardia Civil en los últimos días, por su relación con robos con fuerza en viviendas, tanto consumados como en grado de tentativa. Además de los ocurridos en Santa Cruz de Bezana y Lloreda de Cayón, también se han podido esclarecer robos con fuerza en viviendas de Escalante (aquí resultó herido leve uno de los moradores) y las tentativas sobre chalés situados en Treto, Argoños y Anero.